Sí, Periodismo e inteligencia artificial ya se entienden, y cada vez más

Ya hay medios de Estados Unidos, China, Francia, Reino Unido o Noruega que utilizan la inteligencia artificial para automatizar procesos y generar información, liberando a los periodistas de tiempo para que éstos puedan dedicar su esfuerzo a añadir más valor a los contenidos.

IA y Periodismo


Washington Post, Associated Press (AP), Bloomberg, Agencia de Noticias Noruega, Forbes, Los Angeles Time, Le Monde, USA Today, Yonhap, Thomson Reuters, The New York Times, BBC, Xinhua News Agency, Press Association, … Dreamwritter, Heliograf, Syllabs, Quill, Quakebot, Soccerbot, RADAR, Kognetics, Media Brain, StatsMonkey, Wordsmith, Recount, …

Los catorce primeros son medios de comunicación, de Estados Unidos, Francia, Korea, China y Reino Unido, que ya están utilizando la inteligencia artificial (IA) y algunas del sus tecnologías subsidiarias como el Procesamiento del Lenguaje Natural (PLN) para automatizar algunos procesos de las redacciones de medios y liberar a los periodistas para que produzcan información de valor, de calidad, con análisis, investigación, interpretación, opinión, y poder así diferenciarse de los contenidos que realizan sus competidores. Y, además, para generar nuevos modelos de negocio que incluyen la personalización, suscripción y el pago por acceso a las noticias.


Los segundos doce nombres citados son las herramientas que utilizan estos catorce medios de comunicación, con la inteligencia artificial como bandera. El objetivo de todos ello es llevar a cabo su transformación, que además les permitirá recuperar la esencia del periodismo de distribuir a los lectores, oyentes y audiencias contenidos cada vez de mayor calidad.

Aunque parezca mentira, una de las primeras experiencias de un medio de comunicación para automatizar la elaboración de informaciones tuvo lugar en China. Dreamwritter, desarrollado por la compañía de videojuegos Tencent, escribió un artículo de negocios de 916 palabras en un minuto, provocando el pánico en las redacciones del país. La noticia, sobre el índice de precios al consumo, estaba escrita en chino, no tenía ni un solo error, y fue publicada por el servicio de mensajería instantánea de QQ.com.


Hoy Dreamwritter, que utilizaba el PNL en chino, tiene mucha competencia en Estados Unidos, sobre todo, donde coexisten diversas herramientas que utilizan el procesamiento del lenguaje natural en inglés. Associated Press (AP) señaló en enero de 2015 que estaba generando automáticamente más de 3.000 historias cada trimestre sobre los resultados financieros de las principales empresas americanas, lo que significaba aumentar diez veces la productividad con el mismo número de reporteros.

En la agencia de noticias noruega, otro ejemplo, están probando desde hace meses la automatización para escribir noticias de resultados de fútbol, y como señala su jefe de Innovación, Helen Vogt, “estamos buscando nuevos temas para probar esta tecnología”. En la misma onda se encuentra el diario francés Le Monde, que durante las elecciones legislativas francesas de 2015 produjo 150.000 páginas web en cuatro horas utilizando una herramienta inteligente desarrollada en francés llamada Syllabs.


Y ya han pasado dos años desde que The Washington Post comenzó a usar su propia tecnología de inteligencia artificial, Heliograf, para escribir 300 informaciones en los Juegos Olímpicos de Rio. Desde entonces, el Post utiliza la automatización para cubrir las noticias del Congreso, las elecciones a Gobernador en Washington, y los partidos de fútbol americano en la escuela secundaria. Según el propio medio, en su primer año produjo alrededor de 850 artículos con Heliograf, 500 de ellos dedicados a las elecciones presidenciales, y que generaron medio millón de clics.

 

Menos trabajo rutinario para los periodistas

Los medios de comunicación que usan herramientas de IA para automatizar y sistematizar algunos contenidos -de deporte, finanzas, tecnología, motor, política,…- tienen también como finalidad descargar de trabajo rutinario a los periodistas para que realicen una mayor labor de investigación y análisis y que aporten más valor a la información. Associated Press, por ejemplo, estima que ha liberado el 20 por ciento del tiempo de los reporteros que cubren los resultados financieros de las empresas del Dow Jones. E incluso señala Francesco Marconi, director de Estrategia de AP y corresponsable también del área de IA de la agencia, que "en el caso de la cobertura de noticias financieras automatizadas, la tasa de error disminuyó incluso cuando el volumen de la producción aumentó más de diez veces".


En Washington Post, cuenta su director de Innovación Jeremy Gilbert, “vemos potencial para que Heliograf permita a los periodistas hacer su trabajo de otra manera, como por ejemplo detectar tendencias en los conjuntos de datos financieros. Creemos que podemos ayudar a que encuentren y escriban historias interesantes”. En el Post también creen que Heliograf puede ayudarles a actualizar informaciones, como por ejemplo las meteorológicas. El periódico americano cuenta ya con cinco personas dedicadas en exclusiva a sacarle todo el jugo a su solución inteligente para automatizar contenidos, “y todavía estamos averiguando cuál va a ser el impacto económico, y cuándo tiene sentido automatizar", dice Gilbert.

Google, que desde hace varios años lidera la iniciativa Digital News Innovation (DNI) para ayudar a los medios en su proceso de transformación, o al menos eso es lo que dice, ha proporcionado a la agencia de noticias británica Press Association casi un millón de dólares para crear un software que reunirá, automatizará y escribirá cerca de 30.000 historias locales al mes. La solución, denominada RADAR (Reporteros, Datos y Robots), pretende "automatizar los informes locales con grandes bases de datos públicas de agencias gubernamentales".


Thomson Reuters también está utilizando algoritmos de aprendizaje automático para escribir historias, y The New York Times planea automatizar su moderación de comentarios. En la principal agencia de noticias de Corea del Sur, Yonhap, utilizan Soccerbot para escribir historias relacionadas con los partidos de fútbol de la Premier League inglesa. En la temporada 2016-17 produjo 380 artículos experimentales automáticos, cada uno entre uno y dos segundos después de haber terminado cada partido. 

Un último ejemplo de porqué creo que la IA y el periodismo están condenados a entenderse, o mejor dicho ya se están entendiendo: la agencia de noticias estatal de China, Xinhua, anunció recientemente que está construyendo, en colaboración con el gigante chino del comercio electrónico Alibabá, una plataforma de inteligencia artificial para la producción de noticias automatizada, combinando múltiples fuentes de datos. Se trata de una plataforma abierta donde las agencias de medios pueden postularse para compartir sus recursos de datos. Aglutina la computación en la nube, el Internet de las Cosas, Big Data y las tecnologías de IA, desplegándolos en el proceso de producción de las noticias.


La consultora Gartner se atreve a decir que este mismo año en el 20 por ciento de las informaciones de resultados financieros ya intervendrán los sistemas automatizados con IA y PNL en el idioma local. Y un informe del Instituto de Reuters para el Estudio del Periodismo de la Universidad de Oxford sobre periodismo, medios y tendencias y predicciones tecnológicas para 2018, destaca que una de las aplicaciones más comunes de la inteligencia artificial es mejorar las recomendaciones de contenidos, entender las preferencias individuales y personalizar cada edición en “formato, tiempo y frecuencia”.

Y aquí lo dejo, porque hay muchos más ejemplos y beneficios, tanto para el Periodismo, para el periodista y para el usuario, en la automatización de las informaciones. Y pronto habrá más, incluso en lengua castellana. Lo contaremos en Muy IA.

CONTINÚA LEYENDO