¿Es este Mercedes el coche más innovador e inteligente?

El nuevo Clase S parece el coche fantástico del futuro. Con un sistema propio, MBUX, de inteligencia artificial y de segunda generación, Mercedes quiere dar un salto cualitativa y ganar la partida de la tecnología en los coches.

Estoy seguro que mi compañero José Manuel González, responsable del Blog de Motor de Muy Interesante, va a desgranar el nuevo Mercedes Clase S de una forma excepcional. Pero voy a aventurarme a describir algunas de las características tecnológicas e inteligentes que hacen de este nuevo vehículo de la firma teutona al más avanzado e innovador del momento, incluyendo además importantes novedades en su sistema de voz desarrollado con inteligencia artificial (IA), su MBUX (Mercedes-Benz User Experience).
 
Hace ya dos años que tuve la oportunidad de probar el primer sistema inteligente MBUX que Mercedes incluyó en su Clase A, pero ahora lo anuncia con importantes avances y nuevas innovaciones en el vehículo recién presentado. Tendremos la oportunidad de probarlo en próximas fechas para ver los avances en el procesamiento del lenguaje natural, sobre todo en castellano, algo que hace unos meses funcionaba de manera regular. Pero antes de ello sí quiero desgranar algunos de los avances técnicos con IA que Mercedes ha puesto en el nuevo Clase S.

Segunda generación de MBUX

Ya hemos dicho que incorpora la segunda generación de MBUX. La nueva versión constituye un nuevo hito en el desarrollo de esta interfaz entre el conductor, los demás ocupantes del vehículo y el automóvil. El habitáculo equipa hasta cinco pantallas, algunas de ellas con tecnología OLED. Con solo pulsar un botón, el nuevo visualizador 3D para el conductor hace posible por primera vez una percepción espacial de la escena, con auténtico efecto de profundidad basado en Eye-Tracking. No menos impresionante es el Head-up-Display, de formato especialmente amplio, con contenidos de realidad aumentada. Por ejemplo, durante el guiado del sistema de navegación se visualizan flechas animadas de giro, que se superponen virtualmente y con gran precisión a la vista real de la calzada.

El asistente interior MBUX utiliza cámaras instaladas en la unidad de mando en el techo, y algoritmos con capacidad de aprendizaje para reconocer numerosos deseos de manejo del conductor. Este asistente interpreta la orientación de la cabeza del ocupante, los movimientos de sus manos y sus gestos corporales, y reacciona activando las funciones correspondientes del vehículo. Si el conductor mira hacia atrás por encima del hombro, el asistente interior MBUX abre automáticamente la persiana parasol de la luneta trasera. La iluminación activa de ambiente, con unos 250 LED en total, está integrada en los sistemas de asistencia a la conducción y puede subrayar sus advertencias con elementos visuales. A esto se añade la confirmación óptica de determinadas acciones de manejo de la climatización, o del sistema de mando fónico «Hey Mercedes».

Personalización y huella de voz

La generación más reciente del paquete de asistencia a la conducción que forma parte del equipamiento de serie incorpora muchas funciones nuevas o perfeccionadas. La nueva pantalla de asistencia en el visualizador del conductor muestra de forma comprensible y transparente a pantalla completa el funcionamiento de los sistemas de asistencia a la conducción. En su nueva generación, «Hey Mercedes» es también capaz de reconocer la voz de los distintos ocupantes, también conocido como huella de voz. El sistema aprende los atributos individuales de la voz y puede utilizarlos para autentificación y para activar un perfil. De ese modo es posible acceder a los datos y funciones personales del usuario. El reconocimiento de voz se lleva a cabo en tiempo real utilizando un procedimiento especial de autentificación.

Hey Mercedes soporta ahora 27 idiomas con Natural Language Understanding (NLU, comprensión del lenguaje natural), y el habitáculo es más digital y más inteligente ya que tanto el hardware como el software han experimentado un gran salto cualitativo. Hasta cinco pantallas de formato grande facilitan con imágenes brillantes el control de las funciones del vehículo y de confort. Han aumentado considerablemente las posibilidades de personalización y el manejo intuitivo. No solo para las plazas traseras, sino también para el conductor. Con solo pulsar un botón, el nuevo visualizador 3D para el conductor permite por primera vez una percepción espacial de la escena, basada en Eye-Tracking. El efecto tridimensional y la profundidad de la visualización se logran sin necesidad de utilizar gafas especiales para 3D.

Realidad Aumentada

Como opción se ofrecen dos versiones diferentes del Head-up-Display (HUD). El HUD de mayor formato ofrece contenidos de realidad aumentada (AR). Por ejemplo, durante el guiado del sistema de navegación se visualizan flechas animadas de giro, que se superponen virtualmente y con gran precisión a la vista de la calzada. En relación con las funciones de asistencia se visualizan otras informaciones, como los datos del asistente activo de distancia. La imagen virtual parece suspendida en el aire, a una distancia aproximada de 10 metros. La superficie de visualizado es equivalente a la de un monitor con 77 pulgadas de diagonal.

Es posible ampliar la aptitud de diálogo y de aprendizaje del asistente de voz «Hey Mercedes» activando los servicios online en la Mercedes me App. Además, ahora pueden iniciarse determinadas acciones sin necesidad de pronunciar las palabras clave «Hey Mercedes». Por ejemplo, atender una llamada telefónica. «Hey Mercedes» explica además las funciones del vehículo y responde a preguntas de cultura general. En la nueva Clase S es posible manejar el asistente de voz también desde las plazas traseras.

Algoritmos con capacidad de aprendizaje

El asistente interior MBUX utiliza ahora cámaras instaladas en la unidad de mando en el techo y algoritmos con capacidad de aprendizaje para reconocer numerosos deseos de manejo del conductor. Este asistente interpreta la orientación de la cabeza del ocupante, los movimientos de sus manos y sus gestos corporales, y reacciona activando las funciones correspondientes del vehículo. El asistente interior MBUX no ofrece solamente más confort de manejo, sino que asiste además en el campo de la seguridad. Por ejemplo, si la cámara ha reconocido un asiento infantil en el lado del acompañante, el sistema puede darse cuenta de que el conductor no ha abrochado el cinturón de seguridad correspondiente y le recuerda la necesidad de hacerlo.

Con la función Smart Home de MBUX, la Clase S puede convertirse en la central de mando del propio hogar. La inteligencia móvil permite disfrutar de un confort muy elevado, también a distancia. Muchas personas implementan hoy en día tecnologías inteligentes en sus domicilios. Las redes Wi-Fi y los modernos sensores aumentan la capacidad de comunicación del hogar bajo el concepto genérico «Smart Home». Es posible así supervisar a distancia la temperatura y el alumbrado, o la posición de las persianas, y conectar a distancia algunos electrodomésticos. Los detectores de movimiento y contactos en las ventanas informan acerca de posibles visitas, tanto deseadas como indeseadas.

Juan Carlos F. Galindo

Juan Carlos F. Galindo

Tras dos décadas dedicado a la comunicación de Productos y Servicios, Innovación, Tecnología, I+D, Televisión y Patrocinios de una gran empresa, me embarco en este blog que dedicaré a mi pasión, la tendencia tecnológica que va a protagonizar la 4ª Revolución Industrial: la Inteligencia Artificial.

Continúa leyendo