¿Qué ha llevado a Jeff Bezos a apartarse de Amazon?

El fundador de Amazon deja paso a Andy Jassy, un hombre de la casa y que toma el relevo como CEO de la compañía.

Desde hoy 6 de julio, el fundador de Amazon, Jeff Bezos, toma un segundo plano y deja la dirección del gigante al que hasta ahora era CEO de Amazon Web Services, la plataforma más importante de computación en la nube. Quien fundara en 1994 una compañía de compra de libros, deja un legado realmente asombroso y con una cifras de vértigo. Un gigante de ventas que ha conseguido revolucionar la manera en la que compramos.
Cuando la compañía comenzó, era el propio de Bezos quien empaquetaba los libros, solamente vendía libros, y los enviaba a sus clientes. Nadie imaginaría que, 27 años más tarde, y siendo el hombres más rico del mundo, su camino tomaría otro sentido para dedicarse a labores filantrópicas y de ámbito científico, tal y como hizo en su momento Bill Gates.

Así era y así es Amazon

Comprar en esta tienda Virtual es algo que solemos realizar con mucha frecuencia. Se puede encontrar cualquier tipo de producto, y con la garantía de un envío rápido y unas devoluciones que no suelen presentar ningún inconveniente. Pero, en 1994 y junto a su mujer, puso en marcha el germen de lo que iba a ser el Amazon que conocemos actualmente. Internet estaba en sus inicios para el gran público, pero Jeff era un visionario al estilo de Steve Jobs. De hecho ambos compartían ser hijos adoptados, en el caso del magnate de Amazon, de un cubano. Su padre biológico que era un artista de circo al que conoció cuando ya era adulto y con el que consiguió mantener una relación ciertamente cordial hasta que falleció.

Cuando Amazon fue fundada, no éramos capaces de atisbar el alcance que iba a tener ese modelo de ventas. Las compras online estaban totalmente en pañales, ya que Internet solamente estaba al alcance de unos pocos y para poder utilizarlo de manera frecuente de vías conectarte desde tu centro universitario. Pero ya por aquel entonces, Bezos fue capaz de verlo muy claro y apostar por un modelo de negocio que le ha llevado su empresa obtenga una capitalización bursátil de 1,3 billones de dólares. En Amazon puedes comprar desde un lápiz a un coche, todo lo que desees estar aquí y esa ha sido la base de su éxito. Pero además, Amazon cuenta con los servicios de computación en la nube más completas, hablamos de Amazon Web Services. Cualquier cosa que imagines se puede realizar gracias a esta plataforma, desde manejar los datos del Mundial de Fórmula 1 en tiempo real a utilizar la tecnología blockchain.

Bezos se echa a un lado

Se puede decir que el Jeff continuará en la compañía, de hecho seguirá siendo su presidente y mantendrá el 10% de sus acciones, pero dejará el papel de CEO a Andy Jassy, un neoyorquino quien se encargaba de AWS y que ayudó a fundar en el año 2000. El reto por delante que tiene el nuevo dirigente es continuar con la senda que abrió el fundador. Centrarse en el cliente, proporcionar la mejor experiencia y luchar por que Amazon siga trabajando como hasta ahora. Un lugar en el que los empleados dicen sentirse cómodos, donde la reuniones de trabajo son muy discretas y donde se prima la productividad sobre cualquier asunto. Bezos tienen las excentricidades lógicas de un multimillonario, pero la cabeza muy bien amueblada para haber conseguido aupar a la compañía a ser una de las más rentables del panorama empresarial. 

Que besos hayas decidido apartarse corresponde a una cuestión muy lógica. Una vez conseguido todos los objetivos con Amazon, ahora desea centrar sus esfuerzos en Blue Origin, una compañía de ámbito espacial y que pretende acercar la exploración turística de esta zona. De hecho, viajará exactamente dentro de 14 días al espacio junto con su hermano. Hay además en marcha una petición en Change.org que ha reunido a miles de personas a firmar para que el magnate no vuelva a la Tierra. Pero además hay otros deseos que Bezos pretende llevar a cabo. Uno de ellos es el de la lucha por el cambio climático y el fomento de un tipo de empresas sostenibles, algo que, según él, puede lastrar el futuro de la humanidad si seguimos por el actual camino. Este magnate es además el dueño del diario de The Washington Post, y sus empresas dan trabajo a más de 1.300.000 personas en Estados Unidos, siendo el máximo empleador privado en esta nación.

En todo caso, la noticia del relevo del fundador de Amazon ya fue conocida a primeros de febrero, y el perfil de su sucesor hace que no vayamos a encontrarnos con un cambio de tendencia considerable en la compañía. La sombra de Bezos seguirá siendo muy alargada. Amazon seguirá funcionando como siempre y proporcionando lo mejor de sí al cliente del siglo XXI.

Nacho Grosso

Nacho Grosso

Curioso empedernido y procrastinador impenitente.

Vídeo de la semana