Cómo iniciar el Mac desde un CD o USB

Si tenemos problemas a la hora de iniciar nuestro Mac, una opción sencilla y simple es arrancar el sistema operativo desde un CD o una unidad flash USB que hayamos configurado previamente con esta finalidad. Te explicamos cómo puedes solventarlo fácilmente.

Cómo iniciar el Mac desde un CD o USB
Foto: Istock

Es muy habitual que, cuando nuestro ordenador o Mac empieza a fallar, nos empiece a entrar cierto nerviosismo. Pero la cosa se complica todavía más cuando, de repente, descubrimos que no es posible iniciar el sistema operativo con normalidad; y lo que es aún peor, no podemos hacer absolutamente nada con él.

Aunque es cierto que macOS dispone de una serie de funciones útiles para intentar recuperar el sistema incluso instalando una nueva versión del SO desde Internet (una opción que no será útil para recuperar los archivos que se encontraban almacenados en el disco duro interno), si disponemos de un CD o USB arrancable la solución puede ser un poco más rápida.

Por suerte, cuando se trata de recuperar un dispositivo con macOS con la ayuda de un CD o un USB arrancable, el proceso a seguir es muchísimo más sencillo cuando lo comparamos con Windows, dado que no necesitamos acceder a la configuración de la BIOS para modificar la unidad desde la que el sistema debería iniciarse.

Al contrario, el proceso en macOS no solo destaca por ser más simple, sino que apenas perderemos unos pocos minutos, no teniendo que entrar en ninguna configuración del sistema, dado que el sistema operativo podría detectar automáticamente la unidad desde la que poder iniciarse, y nosotros seleccionar esta opción manualmente sin llevar a cabo ningún tipo de cambio. Pero vayamos por partes.

Iniciando nuestro macOS desde un CD o USB de arranque

¿Sabías que ya existe una tecla predispuesta para seleccionar desde qué unidad debe arrancar el sistema en cualquier Mac? Basta con pulsar la tecla Option (la que encontramos situada a la izquierda del teclado, concretamente entre Control y Command), manteniéndola pulsada para que aparezca la opción de seleccionar la unidad de reinicio.

Eso sí, antes de pulsar en esta tecla es evidente que debemos introducir el CD o DVD en la unidad lectora, o bien introducir el pendrive en el puerto correspondiente. Y, una vez hecho esto, proceder a reiniciar el sistema.

Justo antes de que aparezca el símbolo de inicio tradicional con el logo de Apple, debemos mantener pulsada la tecla Option. En este momento, aparecerá una pantalla donde se nos muestra la opción Sistema (donde se encuentra instalado el sistema operativo principal, habitualmente en el disco duro interno), y el resto de los iconos se corresponderán con las diferentes unidades extra que hayamos introducido en el Mac.

Para iniciar desde alguna de estas opciones, tan solo debemos hacer clic en la que nos interese, y pulsar la flecha que aparecerá debajo, para que el sistema se arranque desde él.

Continúa leyendo