Cómo conectar un teclado Magic Keyboard de Apple al iPad

Si dispones de un teclado Magic Keyboard de Apple, que usas habitualmente con tu Mac, y también posees un iPad, debes saber que puedes conectarlo igualmente a tu tableta táctil. Descubre cómo.

Cómo conectar un teclado Magic Keyboard de Apple al iPad
Foto: Istock

Aunque es cierto que la pantalla táctil del iPad se caracteriza por ser verdaderamente cómoda y útil a la hora de navegar por su sistema operativo, es verdad que, a la hora de escribir, puede no serlo tanto, en especial cuando hacemos un uso muy intensivo de determinados procesadores de texto.

Para estos casos, no hay duda que una posible solución pase por conectar un teclado al iPad, lo que nos ofrecerá la posibilidad de convertir nuestra tableta táctil en una especie de ordenador portátil, con funcionalidades parecidas y una forma de uso casi idéntico.

Para disponer de esta opción, en las tiendas podemos encontrar el Magic Keyboard, un teclado ideado para ser conectado con cualquier Mac, pero que también puede ser de muchísima utilidad cuando lo conectamos a otros dispositivos compatibles, como por ejemplo perfectamente podría ser el caso del iPad.

A diferencia del Magic Keyboard de funda, no será necesario disponer de un iPad Pro o un iPad Air de cuarta generación. Bastará con que nuestro iPad tenga al menos la versión iPadOS 9.1 o posterior, para que todo funcione como es debido, o que la conectividad Bluetooth funcione correctamente.

Conectando nuestro Magic Keyboard al iPad compatible por primera vez

A través de Bluetooth emparejar nuestro Magic Keyboard al iPad es enormemente sencillo y simple. Siempre y cuando, claro está, esta conectividad se encuentre activada y el dispositivo esté cargado.

Para ello, debemos dirigirnos a la app Ajustes, que encontraremos en la pantalla de inicio de nuestro iPad. Seleccionamos la pestaña Bluetooth, y activamos esta conectividad deslizando el interruptor hacia la derecha (para que se vuelva de color verde, lo que nos confirmará que lo hemos habilitado sin problemas).

En el apartado “Otros dispositivos” seleccionamos el Magic Keyboard para proceder a conectarlo por primera vez. Eso sí, en caso de que dicho teclado ya haya sido emparejado con otro dispositivo diferente, y se encuentra conectado a él, será preciso desvincularlo y volver a iniciar el proceso. 

Finalmente, podemos desconectar el teclado apagando el teclado o deshabilitar la conectividad a través del apartado Bluetooth de nuestro iPad. 

En ocasiones es posible que sea necesario emparejar el teclado por primera vez mediante el cable Lightning. Si es así, tendremos que pasar de las recomendaciones anteriores y conectar directamente nuestro teclado al iPad directamente a través del cable. A partir de ese momento, y cuando lo desconectemos, ambos dispositivos quedarán emparejados por Bluetooth.

Cómo conectar el Magic Keyboard después de haberlo emparejado con el iPad

Mediante Bluetooth

Una vez hemos procedido a emparejar por primera vez el teclado Magic Keyboard con el iPad, es posible utilizar la conectividad Bluetooth para conectar el teclado al iPad. No obstante, ambos dispositivos deben situarse cerca.

En este caso bastará con encender el teclado. Una vez emparejado por primera vez, quedará automáticamente conectado cuando nuestro iPad se encuentre igualmente encendido.

Mediante el puerto Lightning

En caso de no desear utilizar Bluetooth, debes saber que también es posible utilizar el puerto Lightning, algo muy útil, por ejemplo, cuando el teclado se ha quedado sin batería, ya que mientras lo seguimos usando podemos cargarlo.

Tan solo debemos localizar el puerto Lightning, que encontraremos ubicado en la parte posterior del teclado, justo en el centro. Inmediatamente quedará el teclado conectado.

Consejos útiles

El proceso de carga de nuestro teclado es absolutamente el mismo que debemos seguir cuando, por ejemplo, emparejamos y conectamos por primera vez el teclado al iPad (o a nuestro Mac).

Por tanto, cuando necesitamos cargar el teclado Magic Keyboard para continuar usándolo con el iPad bastará con conectarlo a través el puerto Lightning. No obstante, no será necesario conectarlo al iPad; bastará con conectarlo a cualquier dispositivo compatible, o bien al propio enchufe de carga del iPhone.

Si deseas continuar usándolo, esta vez sin cable, el teclado quedará automáticamente emparejado mediante conectividad Bluetooth tras desconectarlo, sin necesidad de hacer nada más.

Vídeo de la semana

Continúa leyendo