Cómo bloquear un teléfono móvil Android robado

Posiblemente hay algo peor que perder un teléfono móvil: que nos lo roben. Pero independientemente de que hayamos perdido nuestro teléfono, o nos lo hayan robado, es necesario saber qué hacer con él después de todo. Una opción útil y recomendada es bloquearlo. Te explicamos cómo hacerlo si dispones de un teléfono móvil con Android.

Cómo bloquear un teléfono móvil Android robado
Foto: Istock

Un teléfono móvil perdido o robado puede ser devastador de diferentes maneras. Existen repercusiones obvias que, de forma directa o indirecta, acabarán afectando a nuestro bolsillo, especialmente si tenemos en cuenta que la pérdida del mismo supone la obligación de adquirir uno nuevo, especialmente si lo utilizamos con frecuencia y no disponemos de ningún terminal secundario en casa (por ejemplo, aquel que ya no usamos desde que lo cambiamos por el perdido).

Pero lo que más preocupa es la posibilidad de que puedan acceder a nuestras contraseñas, fotografías e información comprometida y peligrosa, como podría ser el caso, por ejemplo, de los datos de nuestra tarjeta de crédito (o la propia información bancaria en general, especialmente si hemos cometido la torpeza de guardar los datos de acceso en el almacenamiento interno del dispositivo, como nota recordatoria o borrador de mensaje de texto).

Por suerte, tanto si hemos perdido nuestro teléfono móvil como si nos lo han robado, existen algunas cosas clave que debemos hacer tan pronto seamos conscientes de ello. Y es que, en esta ocasión, el tiempo que pase sí puede acabar jugando en nuestra contra, por lo que lejos de pararnos a leer con detenimiento qué deberíamos hacer en estos casos, lo más adecuado es ser precavidos y, al menos, habernos informado con antelación.

¿Qué deberíamos hacer antes de perder nuestro teléfono móvil?

La importancia de establecer una contraseña lo más segura posible

Es de vital importancia establecer desde un primer momento un código PIN o contraseña seguros. Y cuanto más complicado sea de averiguar, mejor. Esto es debido a que cualquiera que encuentre nuestro teléfono móvil intentará desbloquearlo con un código simple.

Por tanto, debemos evitar las típicas contraseñas ‘0000’ o ‘12345’ y escoger una que solo sepamos nosotros, y que sea complicada de averiguar (eso sí, que podamos recordar fácilmente).

Lo mismo podría ocurrir con el patrón de desbloqueo que usemos. Cuanto más complicado sea, más seguro será.

Activar Buscar mi dispositivo

Mientras que en iOS podemos encontrar la opción Buscar mi iPhone, Android dispone de la opción Buscar mi dispositivo, lo que nos ayudará a encontrarlo más fácilmente, deshabilitarlo de manera remota o incluso borrar su contenido. 

Para habilitarlo en Android debemos acudir a Configuración, Seguridad y escoger la opción Buscar mi dispositivo. Luego, simplemente debemos asegurarnos de que el interruptor o la palanca se encuentre encendida (y, por tanto, activada).

Anotar con antelación el número IMEI del teléfono

Tanto si nuestro teléfono móvil se ha perdido, como si nos lo han robado, existe la posibilidad de que otra persona intente venderlo en Internet. Antes de que esto ocurra, es una excelente opción anotar el IMEI del teléfono, una opción útil a la hora de verificar si el teléfono es nuestro si en alguna ocasión aparece.

Para obtenerlo solo debemos dirigirnos a Configuración, deslizarnos por la pantalla hacia abajo hasta llegar a Acerca del teléfono, y luego acceder al IMEI del mismo. Es recomendable anotarlo y guardarlo en un lugar seguro. 

Cómo bloquear nuestro teléfono Android fácilmente

El proceso para bloquear el teléfono móvil Android, aunque doloroso, es bastante simple y sencillo. En primer lugar, debemos dirigirnos a la página web oficial de Android dedicada a Encontrar mi dispositivo, y acceder a nuestra Cuenta de Google si no lo hemos hecho con antelación.

En caso de disponer de más de un teléfono móvil, solo debemos elegir aquel que hayamos perdido, en la lista que encontraremos situada en la parte superior de la pantalla. 

Una vez hecho esto el teléfono móvil perdido recibirá una notificación, y en el mapa aparecerá información sobre la ubicación aproximada donde se puede encontrar el dispositivo. En caso de no poder encontrarlo (por ejemplo, porque se encuentra apagado), se mostrará la última ubicación conocida, siempre que esté disponible.

Ahora disponemos de varias opciones. La más útil en este caso es Bloquear dispositivo, lo que bloqueará el teléfono en cuestión con nuestro PIN, contraseña o patrón de bloqueo. Incluso en caso de no haber configurado con antelación un parámetro de bloqueo podremos hacerlo ahora.

En caso de que el dispositivo se haya perdido, Android nos ofrece la posibilidad incluso de añadir un mensaje de texto o un número de teléfono en la pantalla de bloqueo.

Otra opción podría ser la de Borrar dispositivo, lo que borrará de manera permanente todos los datos que se encuentren en el teléfono. Eso sí, una vez hecho esto Encontrar mi dispositivo no funcionará.

Continúa leyendo