Ikea se alía con Sonos: así es su propuesta Symfonisk

Ikea y Sonos han presentado en Milán un altavoz-lámpara y un altavoz-estantería con WiFi. La compañía sueca se suma a la tendencia del hogar inteligente mientras nos hace reflexionar sobre un entorno saludable.


El sonido es una onda y la luz, onda o partícula (depende del instrumento con el que se mida); la luz viaja por el espacio vacío, mientras que el sonido necesita un medio por el que propagarse... Pero lo que tienen en común es que los dos impactan enormemente en nuestro organismo, de tal forma que regulan nuestros ritmos y nuestro estado de salud.

Teniendo esto muy presente, Ikea y Sonos han presentado en Milán su propuesta de altavoces. Ambos estímulos -luz y sonido; diseño y acústica- se combinan a la perfección en la colección Symfonisk, para ambientar el hogar inteligente: el altavoz-lámpara y el altavoz-estantería, ambos con altavoces WiFi. Y lo han hecho aprovechando el fabuloso marco del Salone del Mobile, la Semana Del Diseño en la ciudad italiana.


Los detalles técnicos los ofreció durante el evento en Milán a los medios la directora de producto de Sonos, Sara Morris. El primero es una lámpara de LED que funciona con altavoces WiFi en un recinto curvo. Aquí, el diseño se pone al servicio de la tecnología: no necesitamos cables, y el diseño curvo aumenta la calidad del sonido evitando interferencias. 



El segundo, que puede soportar hasta 3 kilos de peso, está pensado para ser más funcional; y ofrece una mejor calidad de graves. 

Ambos altavoces reciben órdenes de nuestro asistente de voz de Google o Amazon (si es que disponemos de ellos). Ikea, implementando la tecnología de Sonos, se apunta así un tanto en la tendencia del hogar inteligente.


La luz y el sonido como termómetros de la salud humana

Además, la presentación de los productos, que estarán a la venta a partir del 1 de agosto, contó con la intervención de expertos que ayudaron a fortalecer la interesante filosofía detrás de estas propuestas. 

Gracias a expertos en cronobiología como la profesora emérita de las Clínicas Psiquiátricas Universitarias de Basilea Anna Wirz-Justice Wirz-Justice, hoy sabemos que, dentro de nuestras células, la delicada maquinaria que controla el reloj biológico normal puede verse enormemente alterada por la luz y el sonido que incide sobre nuestro organismo; en concreto, por el tipo de estímulo y la hora a la que se produce.

Durante el evento, Wirz-Justice puso de relevancia la importancia de regular la luz en el entorno del hogar. En cuanto a luz artificial, la luz natural por la mañana puede tener efectos positivos. “Lo ideal es disponer de más luz azul por la mañana y más luz naranja por la noche”, explicó la doctora a Muy Interesante.

 

¿Cómo se ambuebla un entorno con sonidos?

De la misma manera, el sonido ejerce un gran impacto sobre la salud humana. Según el Director Creativo de Sonido Martin Hallberg: “Desde hace 200 años, estamos influidos por el tráfico de las ciudades, y otro tipo de contaminación acústica. Siempre que podamos, tenemos que tratar de escuchar los ruidos de la naturaleza, como el canto de los pájaros, o el sonido del mar”.

En este sentido, los productos de la colección Symfonisk pretenden situarse, no como meros altavoces de diseño y de alta calidad, sino también como prescriptor de la higiene acústica, derivada precisamente de su calidad. “Es aconsejable pensar en cómo suenan las cosas, si son agradables o no, y reproducir sonidos de manera saludable en el hogar”, puntualizó Hallberg a Muy Interesante.

Laura Marcos

Laura Marcos

Nunca me ha gustado eso de 'o de ciencias, o de letras'. ¿Por qué elegir? Puedes escribirme a lmarcos@zinetmedia.es

Continúa leyendo