Amazon quiere reemplazar la tarjeta de crédito con la mano del cliente

Con la idea de simplificar al máximo la forma de pago de los usuarios, Amazon está trabajando con Visa en el desarrollo de un sistema de pagos mediante la palma de la mano del cliente (en lugar de la tarjeta bancaria).

Pagar con la palma de la mano
Foto: Istock

El popular sitio de comercio electrónico se encontraría trabajando con Visa en el desarrollo de un sistema de pagos biométrico en el que la tarjeta bancaria estaría vinculada a la huella de la palma de la mano del cliente. De esta forma, el usuario no tendría que sacar su tarjeta de crédito de la cartera para pagar, sino que solo tendría que colocar la mano frente a un escáner para que el pago se realice de forma instantánea.

Tal y como informó hace algunos semanas el diario Wall Street Journal, Amazon se encontraría al principio de este proyecto. Pero hemos sabido que la compañía ya ha establecido contactos con Visa para la creación de diferentes terminales capaces de escanear la palma de la mano de los clientes.

Es de esperar que, desde su implantación, no sería el dedo del cliente lo que se utilizaría para desbloquear el dispositivo o conectarse a nuestra cuenta bancaria a través de una determinada app, sino la palma de nuestra mano. Y, según los expertos, serían las venas lo que permitirá identificar a la persona.

Este sistema sería ideal en un restaurante de comida rápida

La idea de este sistema sería es vincular la tarjeta bancaria del cliente con su palma de la mano, de forma que será la tienda la que finalmente realice el escaneo. La pregunta es, ¿sería necesario hacerlo para cada tienda, restaurante o cafetería?

Por el momento, parece que Amazon planearía desarrollar y lanzar esta tecnología biométrica en establecimientos específicos, como cafetería o restaurantes de comida rápida.

Pero la compañía pretende ir mucho más allá, con la idea de facilitar el pago en los diferentes establecimientos a los que el cliente va de manera diaria o semanal. Así, cada vez que pidamos un café en nuestro establecimiento favorito, o un bocadillo, solo basta con pasar la mano por el lector y no tener la necesidad de sacar la tarjeta de crédito del bolsillo.

¿Qué ocurre con la seguridad?

Dado que la impresión de la palma de la mano quedará almacenada en un servidor, y a su vez se establecerá una conexión con la cuenta bancaria del usuario, es normal que surjan algunas dudas relacionadas con la seguridad de los datos, especialmente si tenemos en cuenta que, hasta ahora, ya se habían desarrollado y lanzado aplicaciones que utilizaban la palma de la mano para identificar y / o pagar, y algunos estados o países decidieron prohibirlas.

Vídeo de la semana

Continúa leyendo

#}