¿Qué es el microbioma?

Cada 27 de junio desde el año 2018 se celebra el Día Mundial del Microbioma.

 

El microbioma es la comunidad de microorganismos que viven juntos en un hábitat particular. Y es que, sin las bacterias probablemente no existiríamos. Los seres humanos, los animales y las plantas tienen sus propios microbiomas únicos, pero también los suelos, los océanos e incluso los edificios.

 

El cuerpo humano alberga alrededor de 100 billones de microbios. Superan en número a las células humanas en el cuerpo en una proporción de 10 a 1.

Gracias a los recientes avances científicos en genética ahora sabemos mucho más sobre los microbios de nuestro cuerpo. Muchos países han invertido grandes sumas en investigar las interacciones dentro del ecosistema del cuerpo humano y su relevancia para la salud y la enfermedad.

Dos términos microbiota y microbioma se usan a menudo para referirse a lo mismo y se usan indistintamente. Las diferenciamos.



¿Qué es el microbioma humano?



La microbiota intestinal forma parte de los humanos desde el nacimiento y afecta al funcionamiento de todo el organismo. Consiste en una amplia variedad de bacterias, virus, hongos y otros animales unicelulares que viven en el cuerpo.

El microbioma
es el nombre que se le da a todos los genes dentro de estas células microbianas.

Todos los seres humanos albergan entre 10 billones y 100 billones de células microbianas en una relación simbiótica. Esto beneficia tanto a los microbios como a sus anfitriones, siempre y cuando el cuerpo se encuentre en un estado saludable. Las estimaciones varían, pero podría haber más de 1.000 especies diferentes de microorganismos formando la microbiota humana.

Hay muchos estudios que intentan descifrar el genoma humano mediante la secuenciación de todos los genes humanos. De manera similar, el microbioma ha sido objeto de intensos esfuerzos para desentrañar toda su información genética.



El ecosistema humano



Los 40 billones de microbios en el cuerpo son tan pequeños que
representan alrededor del 2 al 3% del peso total del cuerpo humano, a pesar de ser más numerosos que las células.

Un estudio de 2012 publicado en la revista Nature por el
Human Microbiome Project Consortium descubrió que las muestras de comunidades microbianas bucales y fecales son particularmente diversas. En contraste, las muestras de sitios vaginales muestran comunidades microbianas particularmente simples.

El estudio demostró la gran diversidad del microbioma humano en un gran grupo de personas occidentales sanas, pero plantea preguntas para futuras investigaciones. ¿Cómo varían las poblaciones microbianas dentro de cada uno de nosotros a lo largo de una vida, y los patrones de colonización de los microbios beneficiosos son los mismos que los que muestran los microbios que causan enfermedades?



Nuevos hallazgos sobre el microbioma



Hay en marcha muchos estudios que están investigando el impacto de la microbiota intestinal en la salud general.

Los Institutos Nacionales de la Salud (NIH) lanzaron el Proyecto del microbioma humano en 2007, un proyecto de investigación que apunta a definir las especies microbianas que afectan a los seres humanos y sus relaciones con la salud mediante la producción de grandes conjuntos de datos disponibles al público a partir de estudios genéticos.

La mayoría de los microorganismos que viven en los seres humanos se encuentran
en el sistema gastrointestinal, y aquí es también donde se realizan la mayoría de descubrimientos.

Los desarrollos recientes incluyen una confirmación adicional de las formas de insertar una nueva cepa en una microbiota existente utilizando la disponibilidad de nutrientes sin afectar el equilibrio general y la función del microbioma. Esto abre el potencial para tratamientos probióticos y nuevos métodos para analizar la composición de la microbiota intestinal.

También se han realizado investigaciones recientes sobre cómo los patógenos potenciales de fuera del cuerpo tratan de invadirlo y cómo se relacionan con la microbiota intestinal. Esto ayudará a identificar formas de limitar la invasión de microbios potencialmente dañinos y sus efectos causantes de enfermedades.

No cabe duda de que la microbiota intestinal se está convirtiendo en una piedra angular de la medicina preventiva.

 

CONTINÚA LEYENDO