¿Los hombres sufren de celulitis?

Aunque es más común en las mujeres, incluso en aquellas que están muy delgadas, ellos tampoco se libran de la temida piel de naranja.

 

De la piel de naranja parece que solo hablan ellas; se considera un problema femenino, y en buena parte lo es. Este característico abultamiento aparece cuando las fibras de colágeno se rompen, se vuelven flácidas o adquieren una elasticidad excesiva, lo cual permite que los adipocitos –células de grasa– situados debajo del tejido cutáneo sobresalgan y arruguen la piel.

 

Hormonas en acción

Amenaza sobre todo la tersura de los muslos y las nalgas, y se ve favorecida por los estrógenos, las hormonas femeninas, que estimulan la acumulación de grasa subcutánea. Por eso, incluso mujeres extremadamente delgadas y en forma se enfrentan a la celulitis.

En el género masculino es menos habitual, pero también puede darse. Suele ser una de las contrariedades de los hombres obesos, con un cuerpo en forma de manzana y una mala alimentación, que lo sufren predominantemente en la cintura y el abdomen.

Continúa leyendo