Test: ¿Tienes tolerancia a la frustración?

Perseverar cuando no alcanzamos los objetivos que nos hemos propuesto es esencial para construir una personalidad fuerte. ¡Contesta con sinceridad a estas preguntas!

0 / 0
frustración

1/10 ¿Superas con facilidad la sensación de haber fracasado en una tarea?

tranquilidad

2/10 ¿Consigues mantenerte tranquilo incluso en aquellas situaciones en las que te sientes evaluado por los demás?

autoestima

3/10 ¿Dirías que tienes una buena autoestima?

retos

4/10 Cuando fallas en un objetivo que pensabas alcanzar o en un reto que ibas a superar, ¿piensas rápidamente en el siguiente?

tareas

5/10 ¿Te gusta afrontar tareas nuevas aunque no estés seguro de disponer de las capacidades necesarias para obtener éxito en ellas?

risa

6/10 ¿Eres capaz de reírte de tus fracasos?

corazón

7/10 ¿Sientes que la gente que te quiere lo va a seguir haciendo independientemente de los logros que consigas alcanzar?

quejas

8/10 ¿En las conversaciones evitas lamentarte ante los demás y ante ti mismo por carecer de determinadas cualidades?

serios

9/10 ¿Hablas con frecuencia en tu entorno de las ocasiones en las que no conseguiste lo que querías?

competitivo

10/10 ¿Ser poco competitivo está entre los rasgos que definen tu personalidad?

Tu nivel de tolerancia a la frustración es alto

¡Enhorabuena! Tienes una gran capacidad de tolerancia a la frustración. Saber encarar tus fracasos con buen humor y filosofía, y aprender de tus errores para afrontar los próximos retos y mejorar cada día. ¡Sigue así!

¿Te ha gustado el test? Adivina en este si sabes escuchar a los demás.

Tu nivel de tolerancia a la frustración es medio

Tu nivel de tolerancia a la frustración es medio, lo cual indica que, aunque eres una persona que sabe aprender de sus fallos y aceptar las situaciones que no marchan como querías, a veces caes en la espiral del lamento y la autocompasión. Es perfectamente normal, según el día que tengamos a veces toleramos mejor o peor los fracasos, lo importante es darse cuenta e intentar mejorar y aprender a reírnos de nuestros propios errores.

¿Te ha gustado el test? Adivina en este si sabes escuchar a los demás.

 

Tu nivel de tolerancia a la frustración es bajo

Tienes muy poca capacidad de tolerancia a la frustración. Cuando algo no sale como pretendías, te bloqueas y te cuesta mucho pasar página y aprender de tus errores. Quizá es porque te exiges demasiado, y aunque ser perfeccionista está bien, igual deberías empezar a tomarte las cosas más a la ligera, aceptar con buen humor tus fracasos y tomar nota de las cosas que puedes mejorar para tus próximos retos. ¡Te ahorrarás muchos disgustos!

¿Te ha gustado el test? Adivina en este si sabes escuchar a los demás.