¿Por qué el ejercicio físico es bueno para la salud?

Sabemos que lo ideal para llegar a ancianos evitando ciertas enfermedades es, además de ‘comer sano’, seguir un estilo de vida activo. ¿Por qué es tan saludable el deporte? ¿Cuál es la ‘dosis´ óptima de ejercicio?

Previene el cáncer

Ser físicamente activo también previene el cáncer, especialmente el de mama y colon, ya que el ejercicio reduce las hormonas sexuales libres y ciertas hormonas metabólicas, el daño oxidativo y las citoquinas pro-inflamatorias, mientras que promueve ciertas moléculas que bloquean la propagación del cáncer como SPARC o la calprotectina, además de estimular la función inmune (al menos si el ejercicio no es muy intenso). Por otro lado, el ejercicio está directamente vinculado con la mejora de enfermedades metabólicas como la obesidad, diabetes o dislipidemia. Esto es así porque se promueve la sensibilidad a la insulina y la capacidad de captación de glucosa por el músculo, se eliminan más ácidos grasos del torrente sanguíneo y se incrementa el gasto calórico.

En resumen, el ejercicio físico es efectivo en el tratamiento y prevención de muchas enfermedades que condicionan de forma sustancial nuestra capacidad de vivir más y mejor.

Helios Pareja y Alejandro Lucía son investigadores de la Universidad Europea. Su grupo de investigación se dedica a entender los mecanismos biológicos por los que el ejercicio ayuda a prevenir (e incluso a tratar) muchas enfermedades. Además, también estudian el perfil biológico de personas centenarias sanas con el fin de conocer mejor en qué consiste eso del ‘envejecimiento saludable’, y analizar si el ejercicio físico también podría ayudar a vivir una larga vida libre de enfermedades importantes. Este artículo ha sido escrito en colaboración con el Departamento de Comunicación de la Universidad Europea.

Etiquetas: La ciencia contada por los científicosdeporteejercicioenfermedadessalud

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS