Hipnosis: ¿es efectiva contra el dolor?

¿Realmente la hipnosis alivia el dolor? Esto es lo que dice el meta-análisis más grande hasta la fecha.

iStock

El dolor crónico afecta a más de 1.500 millones de personas en todo el mundo. Los médicos a menudo recetan medicamentos opioides para tratar este tipo de dolor; sin embargo, estas drogas son caras y, por supuesto, altamente adictivas.

A medida que se desarrolla la crisis de los opioides, los científicos se centran cada vez más en encontrar formas alternativas de combatir el dolor.

Recientemente, un equipo de investigadores de la Universidad de Greenwich en Londres (Reino Unido) evaluó si la hipnosis podría ser útil contra ciertos tipos de dolor. Para hacer esto, cotejaron y analizaron 85 estudios existentes. Conclusión:
La hipnosis no tiene efectos secundarios y podría ser una opción viable, segura y rentable. Los resultados han sido publicados en la revista Neuroscience and Biobehavioral Reviews.



Hipnosis y dolor



A lo largo de los años, varios estudios y revisiones han evaluado la hipnosis como analgésico; a veces, los investigadores se refieren a esto como hipnoanalgesia. Por ejemplo, una revisión publicada en 2016 en
Cochrane Database of Systematic Reviews analizó el dolor durante el parto.

Los autores concluyeron que "la hipnosis puede reducir el uso general de analgesia durante el parto, pero no el uso epidural". Los autores también explican que "se necesita más investigación en forma de ensayos controlados aleatorios grandes y bien diseñados.

Desde 2000, el interés en la hipnoanalgesia ha crecido y el número de nuevos estudios ha crecido exponencialmente. En total, el último análisis incluye 85 estudios.

Todos los estudios utilizaron modelos experimentales de dolor, como frío extremo, golpes, presión, ejercicio y láser. Además, todos los estudios compararon los beneficios de la hipnosis con ningún tratamiento (en lugar de probarlos con un placebo o un medicamento), y todos reclutaron adultos sanos. Los investigadores solo recopilaron estudios que utilizaron una evaluación cuantitativa del dolor, por ejemplo, el uso de una escala de 10 puntos. En general, el análisis incluyó a
3.632 participantes.

 

Sensibilidad a la hipnosis



Debido a que no todos sucumben a la hipnosis en la misma medida,
la revisión también tuvo en cuenta el nivel de susceptibilidad de cada participante.

Una vez que se completó el análisis, los resultados se inclinaron a favor de la hipnosis como un analgésico potencialmente útil.

"Esta es, con mucho, la revisión más grande de su tipo, que examina los efectos de la hipnosis en más de 3.500 personas, y presenta evidencia muy convincente.
Alrededor del 15% de la población es muy receptiva a la hipnosis, y esas personas vieron una caída de más del 40% en el dolor", explica Trevor Thompson, líder del trabajo.

No fueron solo las personas más susceptibles a la hipnosis quienes vieron los beneficios. La mayoría de las personas son moderadamente sugestionables y experimentaron una reducción del dolor del
29%.

Los autores también señalan que la evidencia indica que es posible aumentar la sugestión hipnótica en una variedad de formas, que incluyen entrenamiento y práctica, estimulación cerebral no invasiva y por agentes farmacológicos, como el óxido nitroso.

"Según estos hallazgos, la mayoría de las personas experimentarían una disminución del dolor de alrededor del 30% o más, lo que generalmente se considera
un alivio del dolor clínicamente significativo", aclara Thompson.

 

iStock

Curiosamente, el análisis también reveló que el tamaño del efecto era similar si la persona se sometió a hipnosis en persona o mediante una grabación de audio.

Si la hipnosis realmente puede alcanzar estos niveles de analgesia, podría ser un cambio importante. "Nuestros hallazgos sugieren que la hipnosis podría ser una alternativa segura y efectiva.
Se puede administrar de forma rápida, económica y fácil en casa con una grabación de audio de 20 minutos", continúa el experto.

Los investigadores planean
continuar su inmersión en la hipnoanalgesia, específicamente observando quejas crónicas, como el dolor lumbar. Actualmente, sin embargo, no hay suficientes datos disponibles para llegar a conclusiones definitivas.

 



Limitaciones del estudio



Los autores señalan ciertas limitaciones al análisis actual. En primer lugar, no es posible comparar modelos de dolor con dolor crónico, que puede tener aspectos físicos y psicológicos muy diferentes.

 

En general, las inducciones de dolor que los investigadores utilizaron en los estudios produjeron una breve experiencia del dolor. Este análisis no pudo determinar cómo la eficacia de la hipnosis podría cambiar en períodos de tiempo más largos, como en condiciones crónicas.

Otra de las preocupaciones de los autores es que la edad promedio de los participantes era relativamente joven, alrededor de los 24 años. Los autores se preguntan si las poblaciones mayores podrían ver el mismo nivel de efecto.

Aunque usar la hipnosis para hacer remitir el dolor
parece demasiado bueno para ser verdad, merece la pena profundizar exhaustivamente en ello.

 

Referencia: The effectiveness of hypnosis for pain relief: A systematic review and meta-analysis of 85 controlled experimental trials. Thompson, Terhune, Oram, Sharangparni, Rouf, Solmi, Veronese, Stubbs. Neuroscience and Biobehavioral Reviews. 2019 DOI: doi: 10.1016/j.neubiorev.2019.02.013. Epub 2019 Feb 18.

 

Sarah Romero

Sarah Romero

Fagocito ciencia ficción en todas sus formas. Fan incondicional de Daneel Olivaw y, cuando puedo, terraformo el planeta rojo o cazo cylons. Hasta que viva en Marte puedes localizarme por aquí.

Continúa leyendo