¿El alcohol quita de verdad las ganas de comer?

Primera investigación sobre el vínculo entre los niveles de alcohol en sangre y el comportamiento alimenticio.

Los investigadores realizaron una serie de experimentos con ratas por ser más parecidas a los seres humanos. Las ratas son mamíferos más grandes y comen más alimento -que los ratones-, haciendo que los resultados sean más fáciles de cuantificar y sus patrones relacionados con la alimentación y los circuitos cerebrales también son similares a los humanos.



Observaron que c
uando las ratas habían consumido una cantidad moderada de alcohol, consumían menos alimentos, manteniendo su ingesta calórica al mismo nivel que si no hubieran consumido alcohol. “Estaba estudiando si la ingesta de alcohol afectaba a la ingesta total de calorías y al peso corporal, y el resultado, en términos de beber voluntariamente, es... que no lo hace, al menos en las ratas”, explica Nu-Chu Liang, líder del trabajo

 

Sin embargo, al ser inyectadas con alcohol para imitar el consumo excesivo o borrachera, las ratas consumieron menos calorías en general y comenzaron a perder peso. Incluso si el equivalente al 50% de su ingesta diaria de calorías se inyectaba en forma de alcohol, aún consumían menos calorías a lo largo del día.

Lógicamente los científicos expresan que aunque la intoxicación alcohólica parece reducir la ingesta de calorías, no es un buen modelo de pérdida de peso para los seres humanos. Se necesitarán más investigaciones para separar las complejas interacciones entre el consumo de calorías y el consumo de alcohol entre los humanos, así que el debate está lejos de ser resuelto.

 

El estudio ha sido publicado en la revista Pharmacology, Biochemistry, and Behavior.

 

Etiquetas: alcoholalimentaciónsalud

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS