Crean un test sanguíneo para detectar si un niño será autista

La presencia de ciertos metabolitos en la sangre permite clasificar a un niño como autista con una precisión casi total.

También te puede interesar: Los síntomas del autismo podrían ser reversibles

Los trastornos TEA, cuya causa es desconocida, tienen una prevalencia de un caso por cada 100 nacimientos y son mucho más frecuentes (proporción de cuatro a uno) en los chicos que en las chicas. Lo que sí se sabe es que los niños con TEA muestran diferencias en algunos procesos metabólicos, como en el metabolismo del carbono uno mediado por el folato (FOCM) o en la transulfuración. El resultado es que las sustancias o metabolitos derivados de estos procesos difieren entre los niños autistas y los niños neurotípicos. Estos metabolitos se pueden encontrar en la sangre y en los últimos años se habían llevado a cabo varios experimentos para detectarlos, pero hasta ahora sin suerte.


El nuevo estudio, llevado a cabo con muestras de sangre de 159 niños con edades comprendidas entre los 3 y los 10 años, 83 de los cuales habían sido diagnosticados como autistas y 76 como neurotípicos, mostró que mediante el análisis de los metabolitos del FOCM y de la vía de la transulfuración se podía clasificar a un niño como autista con una precisión del 97,6% o como neurotípico con una probabilidad del 96,1%. Sin embargo, los autores de la investigación asumen que aún deben realizarse más estudios para confirmar los resultados. En todo caso, además de mejorar el diagnóstico del autismo, el método podría ser útil para evaluar la eficacia de los tratamientos, tanto actuales como los que se puedan desarrollar más adelante.

Etiquetas: autismoenfermedadesnoticias de cienciasaludsangre

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS