Comer granos enteros alarga la vida

La cebada, el maíz, la quinoa, el arroz, el centeno o el trigo son algunos ejemplos.

Así, los expertos analizaron datos de 12 ponencias ya publicadas, junto con datos de fuentes inéditas del Sistema Nacional de Salud y Nutrición (NHANES) III y NHANES entre 1999-2004. Todos ellos incluyeron a participantes procedentes del Reino Unido, Estados Unidos y los países escandinavos. En total se examinaron los informes de 786.076 personas entre 1970 y 2010. Este meta-análisis mostró que, por cada 16 gramos de porción de granos enteros consumidos, hubo una disminución del 7% de las muertes totales, una disminución del 9% de muertes relacionadas con enfermedades cardiovasculares y una reducción del 5% en las muertes relacionadas con el  cáncer.

 

Los resultados, publicados en la revista Circulation, mostraron que el efecto fue más pronunciado a medida que aumentaba el consumo de grano entero. Así, los que consumían 48 gramos de grano entero por día tenían un 20% menos de riesgo de mortalidad, un 25% menor riesgo de mortalidad cardiovascular y un 14% menos de riesgo de mortalidad por cáncer.

 

“Estos hallazgos sugieren que un mayor consumo de cereales integrales facilita la prevención de enfermedades. En base a la evidencia sólida de este meta-análisis y numerosos estudios previos que colectivamente documentan los efectos beneficiosos de los granos enteros, creo que los expertos en salud deben recomendar por unanimidad el consumo de grano entero a la población en general, así como a los pacientes con ciertas enfermedades, para ayudar a lograr una mejor la salud y tal vez reducir la mortandad”, explica Qi Sun, líder del estudio.

 

Etiquetas: dietalongevidadsalud

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS