Los tiburones blancos atacan a surfistas creyendo que son focas

Un nuevo estudio confirma la teoría de que los escualos no nos ven bien y nos confunden con focas y leones marinos.

Surfista en el agua
iStock

Se confirma la teoría que dice que cuando un tiburón blanco ataca a un humano lo hace por equivocación. Más concretamente nos confunden con focas y leones marinos ya que su visión es limitada y sucede con mayor frecuencia en ejemplares jóvenes.

Esta es la conclusión a la que ha llegado un equipo de investigadores de la Universidad Macquarie, en Sidney, tras emplear un modelo que simula la visión del tiburón cuando están nadando humanos, focas y leones marinos. Lo que han visto los científicos es que los escualos no son capaces de distinguir detalles ni colores, por lo que tanto surfistas como nadadores, focas y leones marinos vistos desde abajo les parecen lo mismo.

"Los surfistas son el grupo de mayor riesgo de mordeduras fatales de tiburones, especialmente por tiburones blancos juveniles", dice en un comunicado la autora principal, la Dra. Laura Ryan, investigadora postdoctoral en sistemas sensoriales animales en el laboratorio de neurobiología de la Universidad Macquarie y gran aficionada al surf.

El estudio que se ha publicado en el Journal of The Royal Society Interface tenía como objetivo comprender cómo es la visión de los escualos, así como explorar la neurociencia que está detrás de los sistemas visuales de los tiburones blancos. Para ello, los investigadores compararon vídeos submarinos de flotadores rectangulares, focas y leones marinos nadando, humanos nadando con diferentes movimientos y humanos remando en tablas de surf de varios tamaños en un gran acuario en el zoológico de Taronga (Australia), con cámaras fijas y móviles apuntando hacia la superficie del agua. "Conectamos una GoPro a un scooter submarino y lo configuramos para que se desplazara a la velocidad de crucero típica de los tiburones depredadores", dice Ryan.

Más tarde, en el laboratorio de neurobiología de Macquarie, el equipo se basó en datos extensos de neurociencia de tiburones para aplicar filtros a las imágenes de vídeo y luego crear programas de modelado que simularan la forma en que un tiburón blanco joven procesaría los movimientos y formas de diferentes objetos. Los resultados fueron claros: para un joven tiburón blanco, los humanos nadando y remando en tablas de surf se parecen mucho a las focas y a los leones marinos.

En cuanto a los objetos empleados por los surfistas, los científicos han comprobado que los tiburones blancos confunden más fácilmente una tabla de surf pequeña con una foca o un león marino. De hecho, suelen preferir atacar a los más pequeños, a los cachorros. Por tanto, quien vaya en una tabla de surf más pequeña corre más riesgo de ser atacado que quien lo haga en una tabla larga o en una de paddle surf.

Es probable que la mayoría de los tiburones sean completamente daltónicos, y la principal señal visual de los tiburones blancos es la forma de la silueta, por lo que es poco probable que los colores en las tablas y los trajes de neopreno cambien las impresiones de los tiburones sobre los humanos flotantes.

¿Y por qué los que más se confunden son los tiburones jóvenes? La razón es que tienen peor vista que los escualos mayores y más grandes, por lo que serían más peligrosos para los humanos.

Como consecuencia del hallazgo, en el laboratorio de neurobiología se está trabajando en crear dispositivos no invasivos basados en la visión, para proteger a surfistas y nadadores de las mordeduras de tiburones, incluyendo el uso de luces LED.

Vídeo de la semana

Continúa leyendo

#}