La mitad de los bosques usados en proyectos de reforestación no sobreviven

Los esfuerzos en restaurar bosques tropicales y subtropicales parecen no estar dando los resultados esperados, aunque hay variación en la supervivencia.

 

Cada día nos enfrentamos a las consecuencias del cambio climático de una forma más palpable y por ello, existe un impulso renovado para restaurar los bosques para que puedan volver a ofrecernos sus servicios ecosistémicos, como la protección de especies, el secuestro de carbono y la seguridad de los medios de subsistencia.

 


¿Es un método efectivo?

Un nuevo estudio publicado en la revista Philosophical Transactions of the Royal Society B: Biological Sciences muestra que plantar árboles en áreas que han sido perturbadas o deforestadas es costoso, al igual que el mantenimiento de los nuevos árboles jóvenes después de la plantación pero, a pesar de este esfuerzo, la mitad de los bosques usados en proyectos de reforestación no sobreviven más allá de cinco años.

Esta es la conclusión de la revisión realizada por un equipo internacional de científicos que analizaron el éxito de los programas de reforestación en 176 sitios en Asia tropical y subtropical. Los investigadores recorrieron la literatura en busca de registros publicados de supervivencia de árboles y datos de crecimiento en áreas donde se ha intentado restaurar bosques.

¿Qué eficacia tuvieron estos esfuerzos en restaurar los ecosistemas?

Los científicos recopilaron datos de 221.199 árboles plantados en sitios del sur y sureste de Asia. De estos árboles, 207.224 fueron monitoreados en términos de supervivencia, mientras que se recopilaron datos sobre el crecimiento de 102.412 árboles. En total, se plantaron 625 especies de árboles, pero la riqueza de especies de las plantaciones en sitios individuales fue típicamente baja (mediana de solo tres especies plantadas por sitio).

Los resultados de su examen son muy reveladores. Descubrieron que, en promedio, el 18 por ciento de los árboles jóvenes plantados morían en el primer año y que esta mortalidad aumentaba al 44 por ciento después de cinco años. Sin embargo, las tasas de supervivencia variaron mucho entre sitios y especies, y en algunos sitios más del 80 por ciento de los árboles seguían vivos después de cinco años, mientras que en otros había muerto un porcentaje similar.

El análisis no pudo identificar exactamente qué era responsable de las diferentes tasas de éxito en los distintos sitios por lo que deben existir factores ambientales, metodológicos y sociales que operan y afectan sitios completos, que hacen que los resultados de la restauración sean específicos del contexto. Sea como fuere, parece que plantar árboles jóvenes más altos dio mejores tasas de supervivencia y que los esfuerzos de reforestación fueron más exitosos en áreas donde quedaron algunos árboles establecidos que en áreas que habían sido completamente deforestadas.

“La gran variabilidad en la supervivencia que encontramos entre los sitios podría deberse a varias razones, incluidas las densidades de plantación, la elección de especies, las condiciones del sitio, los fenómenos meteorológicos extremos o las diferencias en la gestión y el mantenimiento. Los factores socioeconómicos locales también pueden ser importantes”, aclara Lindsay Banin, coautora principal del Centro de Ecología e Hidrología del Reino Unido. “Lo que está claro es que el éxito depende mucho del sitio: debemos comprender qué funciona y por qué, y compartir esa información, para que podamos llevar todos los sitios al nivel de los más exitosos y aprovechar todo el potencial para la restauración. Es probable que no exista un enfoque único para todos y que la acción de restauración deba adaptarse a las condiciones locales. Esto ayudará a garantizar que los escasos recursos y la tierra disponible para la restauración se utilicen de la mejor manera”, agregó la experta.

Referencia: Lindsay F. Banin, Elizabeth H. Raine, Lucy M. Rowland, Robin L. Chazdon, Stuart W. Smith, Nur Estya Binte Rahman, Adam Butler, Christopher Philipson, Grahame G. Applegate, E. Petter Axelsson, Sugeng Budiharta, Siew Chin Chua, Mark E. J. Cutler, Stephen Elliott, Elva Gemita, Elia Godoong, Laura L. B. Graham, Robin M. Hayward, Andy Hector, Ulrik Ilstedt, Joel Jensen, Srinivasan Kasinathan, Christopher J. Kettle, Daniel Lussetti, Benjapan Manohan, Colin Maycock, Kang Min Ngo, Michael J. O'Brien, Anand M. Osuri, Glen Reynolds, Yap Sauwai, Stefan Scheu, Mangarah Silalahi, Eleanor M. Slade, Tom Swinfield, David A. Wardle, Charlotte Wheeler, Kok Loong Yeong, David F. R. P. Burslem. The road to recovery: a synthesis of outcomes from ecosystem restoration in tropical and sub-tropical Asian forests. Philosophical Transactions of the Royal Society B: Biological Sciences, 2022; 378 (1867) DOI: 10.1098/rstb.2021.0090

Sarah Romero

Sarah Romero

Fagocito ciencia ficción en todas sus formas. Fan incondicional de Daneel Olivaw y, cuando puedo, terraformo el planeta rojo o cazo cylons. Hasta que viva en Marte puedes localizarme en Twitter: sarahromero_ y en ladymoon@gmail.com

Continúa leyendo