El sisón, ave del año 2017

El sisón común, en peligro de extinción, ha sido declarado Ave del Año 2017 por SEO/BirdLife.

El sisón, ave del año 2017

El sisón común (Tetrax tetrax) ha sido declarado Ave del Año 2017 por SEO/BirdLife, sociedad científica y conservacionista que lucha para mejorar el estado de esta especie, típica de entornos agrarios. Las aves presentes en los campos de cultivo están entre las más amenazadas en la península ibérica y, dentro de ellas, el sisón es una de las peor paradas, pues su población se ha reducido a la mitad en los últimos diez años. Si sigue esta progresión, esta pequeña avutarda de entre 700 y 900 gramos de peso se acercará peligrosamente a la extinción.

El sisón habitaba antaño numerosas regiones del mundo, desde el oeste de Europa y el noroeste de África hasta las estepas de Asia central, pero hoy ya se ha extinguido en bastantes países. En África apenas pervive una pequeña colonia en Marruecos, y en Europa solo quedan aves en España, Portugal, Francia, Cerdeña y el sur de Rusia. En nuestro país es, junto con Rusia y Kazajistán, donde perduran las comunidades más importantes de este singular pájaro.

El sisón tiene un plumaje pardo poco llamativo que le ayuda a camuflarse en los campos de cereal y los pastizales secos que constituyen su hábitat. En primavera, los machos mudan sus plumas a una vistosa mezcla blanca y negra que se puede percibir visualmente desde larga distancia. Vestidos de gala, se desplazan a los cantaderos, como se llaman los espacios donde los machos de ciertas aves acuden a cortejar a las hembras. Durante el cortejo, los machos de sisón combinan patadas en el suelo, llamadas vocales y saltos con aleteos que producen un peculiar siseo causado por la presencia de una pluma más corta en el ala y que da nombre a la especie, llamada de forma similar en catalán –sisó– y en portugués –sisão–.

Para la directora ejecutiva de SEO/BirdLife, Asunción Ruiz, "se trata de una de las aves más emblemáticas de la península ibérica y necesita ayuda. Habitual en los campos de nuestros abuelos, su presencia se ha visto reducida y puede que nuestros hijos nunca lleguen a verlo. Su situación es, lamentablemente, junto a la de otras aves como la codorniz o la tórtola, un ejemplo de la precaria realidad que vive el campo".

A través del programa de seguimiento de aves comunes SACRE, los expertos de SEO siguen la evolución conjunta de las poblaciones de 25 especies asociadas a medios agrícolas y han apreciado un descenso del número de ejemplares del 23% entre 1998 y 2015. Cuatro especies de entre ellas se encuentran en una situación de declive especialmente preocupante: la codorniz común, el alcaudón real, el escribano cerillo y el sisón. De ahí que el sisón haya sido calificado como 'vulnerable' en el Catálogo Español de Especies Amenazadas y en la Lista Roja de las Aves de Europa.

El declive demográfico del sisón y de otras especies propias de los campos de cultivo se puede atribuir a la destrucción o transformación de sus hábitats -campos de cereal y pastizales- por culpa de las prácticas agrícolas intensivas o al abandono de los cultivos, desaparición de linderos y barbechos, sustitución de los campos de secano por olivos, almendros, viñedos o regadíos, y el aumento de los pesticidas, que reducen drásticamente las poblaciones de pequeños invertebrados y plantas que las aves necesitan para alimentarse y sacar adelante a sus crías. También se cuentan entre las causas de la desaparición de aves los accidentes causados por la maquinaria agrícola, las colisiones contra vallas y tendidos eléctricos, la caza ilegal, los atropellos y la construcción de carreteras y urbanizaciones.

¿Qué podemos hacer por el sisón? La colaboración ciudadana en las zonas agrícolas es clave a la hora de poner en marcha medidas de conservación. SEO insta a la gente a dar aviso sobre ejemplares muertos o heridos y de circunstancias que impliquen la destrucción de hábitat, especialmente en época de cría, y a participar en los programas de seguimiento de aves de SEO/BirdLife para tener más información sobre esta y otras especies. También es importante elegir en la cesta de la compra productos respetuosos con la biodiversidad.

Crédito foto: ©Tatavasco Images

CONTINÚA LEYENDO