Cómo cuidar un estanque de peces

Si quieres mantener tu estanque limpio durante más tiempo podrías instalar una fuente.

peces en el estanque
iStock.

Los estanques hacen que los patios o jardines se vean mucho más bellos. Sin embargo, mantenerlos limpios puede resultar complicado. Las plantas, los filtros y los productos para el agua podrían ayudar a que tu estanque permanezca limpio por más tiempo. Además, es fundamental que vacíes el estanque al menos una vez al año, quitando todas las plantas, el agua y los peces antes de volver a llenarlo.

Utiliza un filtro biológico

Los filtros biológicos contienen bacterias que ayudan a eliminar los desechos orgánicos de los peces. Además, puedes elegir entre un filtro externo o un filtro dentro del estanque. Los filtros en el estanque son fáciles de instalar, aunque difíciles de limpiar porque hay que quitar todo el artilugio. En cambio, los filtros externos son muy fáciles de limpiar pero es complicado conseguir el tamaño correcto, ya que suelen estar diseñados para las piscinas.

Asimismo, tu filtro deberá filtrar el doble de agua que contenga tu estanque. Es decir, si un filtro dice que puede filtrar correctamente 3000 litros, podrás usarlo solo si tu estanque tiene alrededor de 1500 litros de agua.

peces en un estanque
iStock.

Limpia manualmente tu estanque

Es el método más económico, aunque también el que requiere más tiempo. Retira las hojas, ramitas y semillas con una espumadera para estanques (una red diseñada específicamente para la limpieza de piscinas y estanques). Además, puede comprar en la mayoría de las tiendas de cuidado del hogar.

Para limpiar el fondo del estanque puedes emplear una aspiradora para estanques. Se trata de una herramienta que facilita la limpieza de las algas, hojas y lodo que se encuentran en el fondo. También se puede encontrar en la mayoría de los comercios.

Instala una fuente y agrega plantas

Con agua en movimiento es menos probable que se acumulen algas o suciedad. Por eso, podrías instalar una fuente o cascada en tu estanque. Las fuentes pueden colocarse justo en el medio si su altura no supera la profundidad del estanque.

Por otro lado, algunas plantas ayudan a mantener el estanque limpio de forma natural. Las plantas flotantes, como la flor de loto o los lirios, absorben los nutrientes que utilizan las algas para prosperar. Por otro lado, las plantas sumergidas agregan oxígeno al agua y se pueden colocar entre las rocas

 

También te puede interesar:

Continúa leyendo