Muy Interesante

Adivina el insecto

¿Sabías que algunos insectos, como los zapateros pueden caminar sobre la superficie del agua? Entonces estás preparado para el reto.

Prácticamente en casi todos los lugares donde mires, encontrarás uno -o quizá docenas- de las criaturas que conocemos como insectos. (Eso sí, en los océanos es donde menos podremos encontrarlos). Se trata de un grupo increíblemente diverso, pues encontraremos moscas, escarabajos, abejas, mariposas, hormigas... y muchos más dentro del grupo Insecta.
De entre las características que podemos destacar de los insectos, que son animales invertebrados del filo de los artrópodos, es básico exponer que cuentan con un cuerpo compuesto por tres segmentos: cabeza, tórax y abdomen, un par de antenas, ojos compuestos y tres pares de patas articuladas. Desde este quema corporal básico se nos presentan en todo tipo de formas, colores y comportamientos sorprendentes.
Los insectos son muy abundantes en nuestro planeta. Se estima que hay 200 millones de insectos por cada ser humano. De la colección de criaturas salvajemente diversa del planeta, alrededor del 90% de las especies vivas de nuestro mundo son insectos y son imprescindibles para la supervivencia de la vida sobre la tierra.

¿Por qué son tan numerosos?

Una de las claves de su éxito radica en su pequeño tamaño, lo que facilita su ocultación y reduce los requisitos generales de energía; también su amplia dieta de alimentos naturales y artificiales; exoesqueletos resistentes y protectores; posesión frecuente de alas y una increíble capacidad para reproducirse por el planeta.
Curiosidades: Los insectos tienen su esqueleto en el exterior y las partes blandas en el interior. ¿Qué ocurre con esta característica? Que les dificulta el crecimiento. ¿Cómo crecen entonces? Cada vez que quieren hacerlo, tienen que salir de su piel e hincharse a su nuevo tamaño antes de que su nueva piel se endurezca. Es lo que conocemos como muda. Esto significa que una vez que el insecto se encuentra en su tamaño final (su forma adulta), ya no puede crecer más. Así, las mariposas, por ejemplo, tal y como las ves, no se harán nunca más grandes. Su esperanza de vida será variable, dependiendo de muchos factores, como la época del año en que se convirtió en adulto o dónde viva pero no crecerán más.
¿Estás listo ya para enfrentarte a nuestro test?

La ventana a un mundo en constante cambio

Muy Interesante

Recibe nuestra revista en tu casa desde 39 euros al año

Suscríbete
Suscripciones a Muy Interesante
tracking