¿En qué fijarme para comprar un teclado para jugar?

Los dispositivos que utilizamos para jugar online se vuelven imprescindibles a la hora de lograr buenos resultados. Las características de un teclado pensado para gamers son distintas a las convencionales. ¿Quieres saber en qué se diferencian?

Prácticamente todos los grandes títulos a nivel mundial lanzan versiones para PC. Las desarrolladoras cada vez consideran más seriamente la plataforma y apuestan más fuertemente por ella, por lo que un buen teclado para jugar es un elemento imprescindible si queremos sacarle el máximo rendimiento posible y mejorar la experiencia.

Puesto que el mercado de los teclados para jugar está en auge, los fabricantes renuevan constantemente sus prestaciones para que los usuarios podamos experimentar una sensación óptima en cuanto a jugabilidad. A continuación, para facilitar el proceso de elección, haremos una radiografía comparada de los puntos a tener en cuenta a la hora de comprar un teclado para jugar:

 

Teclados de membrana

Probablemente los más hegemónicos del mercado, pues al ser tanto funcionales como versátiles, los encontramos en prácticamente todos los puestos de trabajo o particulares. Si bien en el mundo gaming suelen responder más lentamente y sus pulsaciones son menos eficaces, en líneas generales podemos afirmar categóricamente que son la opción más económica en cuanto a fiabilidad y versatilidad. Acostumbran a tener un perfil y un contorno más bajos, lo cual facilita la movilidad y la agilidad al pulsar —que no velocidad o precisión—.

Teclados mecánicos

Los reyes del mercado gaming; se caracterizan por ser los más eficientes. Incorporan un complejo y rico mecanismo de acción de teclas o de interrupción (switch) que permite sustituirlas individualmente y personalizarlas. Las teclas switch se subdividen por colores, en función de los cuales estableceremos distintas funcionalidades. Los teclados mecánicos procesan más rápido la orden (a veces incluso sin llegar a presionar la tecla hasta el fondo), y tienen una vida útil más elevada. Sin embargo, sus precios son los más elevados —de acuerdo con sus grandes prestaciones—, son más pesados y, sobretodo, notablemente más ruidosos.  

Teclados semimecánicos

La perfecta hibridación entre los teclados mecánicos y los de membrana. Las prestaciones de ambos se funden en un teclado polivalente, que combina un buen tiempo de respuesta y un mecanismo de activación de teclas más que óptimo.

 

También te puede interesar:

Teclados con cable vs. teclados inalámbricos

Los jugadores profesionales suelen confiar más en los teclados con cable. Garantizan una mayor velocidad de respuesta y difícilmente dan fallos de conexión. Si bien un teclado para jugar inalámbrico es una opción igualmente buena y práctica, nunca sabemos si una interferencia nos puede arruinar la partida en nuestro videojuego favorito.

De igual modo, los jugadores también buscan evitar a toda costa el efecto ghosting, eso es, el bloqueo de teclas cuando se presionan varias de ellas simultáneamente.  

 

Diseño del teclado para gaming

Debemos prestar atención a los materiales de fabricación, la distribución de las teclas y la ergonomía del teclado en general para que nos resulte cómodo y práctico. Del mismo modo, existen teclados con retroiluminación y luces LED que, si bien son estéticamente bonitas, también pueden ser funcionales para recordar la ubicación de las teclas. También hay otros accesorios interesantes, como podrían ser los reposamuñecas.

 

En síntesis, un buen teclado para jugar es una apuesta segura que marcará la diferencia. Es un compañero con el que compartiremos mucho tiempo y veremos a diario, por lo que conviene elegirlo meticulosamente; debemos atender a nuestras necesidades y buscar el teclado que mejor se ajuste a ellas.

Continúa leyendo