Historia de los perros en la ciencia

Hace decenas de miles de años que los perros llegaron a nuestra vida. Hoy en día, nos ayudan en ciertas tareas y regalan un incalculable afecto. Los perros han sido protagonistas de algunos hitos y avances científicos. Recordemos algunos.


El perro de Pávlov y el descubrimiento del condicionamiento clásico

Iván Pávlov fue un científico ruso, que recibió el premio Nobel de Fisiología y Medicina a principios del siglo XX.

Pávlov, entre sus experimentos, realizó uno con perros como protagonistas.  Un experimento clave en la teoría de aprendizaje mediante condicionamiento clásico.

El experimento consistía en asociar la respuesta fisiológica de salivación, consecuencia de la presentación de un estímulo concreto (comida), a la aparición de un estímulo neutro (el sonido de una campana).

Para ello, expuso a varios perros a un plato de comida, lo que les producía la respuesta fisiológica involuntaria de salivar.

En rondas posteriores, hacía sonar una campana justo antes de mostrar la comida. De esta manera, el sonido de la campana, se convertía en un antecedente de lo que iba a suceder (la llegada de comida).

Tras un número de repeticiones, el sonido de la campana, que por si misma no producía salivación en el perro, paso a ser un estímulo condicionado que sí producía la salivación automática de los perros. No era necesario, entonces, que los perros vieran la comida para activar los mecanismos de salivación, sino que tan solo el sonido de la campana, lo activaba. Este proceso involuntario de aprendizaje asociativo, se conoce como condicionamiento clásico o respondiente.

La perra Laika y su misión espacial

Laika fue el primer ser vivo, enviado al espacio, en 1957, a bordo del Sputnik 2.

Laika paso de ser una perra callejera a convertirse en una perra astronauta tras dos meses de entrenamiento.

Los valores éticos y morales con los que se entrenó y condenó a Laika a una muerte segura, hoy serían motivo de unas cuantas manifestaciones por el bienestar animal. Incluso, algunos científicos que participaron en el experimento, años después del lanzamiento, han mostrado su tristeza y desacuerdo con los métodos utilizados.

Si quieres conocer más detalles sobre la historia de Laika, puedes visitar este artículo muy interesante.

Los perros de raza Beagle y la investigación biotecnológica

Recientemente, han saltado a las noticias, diversos laboratorios que emplean perros de raza beagle para la investigación biotecnológica y farmacéutica. Estos laboratorios hacen test de toxicología sobre los animales, lo que atenta duramente contra su bienestar.

Perros de raza Beagle han sido liberados en los últimos años de ciertos laboratorios en todo el mundo. Las organizaciones no gubernamentales buscan un hogar para ellos, en el que puedan crecer con el amor y respeto que merecen.

Perros que detectan enfermedades y emociones

 El olfato de los perros es entre diez mil y cien mil veces superior al nuestro.

Los perros son capaces de detectar objetos o personas que no están a la vista o que incluso han desaparecido de la escena.

A través de sus potentes narinas, pueden detectar las moléculas que segregamos cuando estamos nerviosos, pudiendo oler nuestro estado emocional.

Es bien sabido, además, que los perros, pueden ser entrenados para detectar cualquier tipo de sustancia, entre ellas las moléculas relacionadas con nuestro estado de salud. Existen perros de detección cuyo trabajo es de suma importancia en el diagnóstico de ciertas enfermedades.

La perra Tasha, y la revolución del ADN

Hace más de 20 años que se secuenció el genoma completo de Tasha, un perro de raza bóxer. Esto supuso el primer genoma completo de la especie Canis lupus familiaris.

Recientemente se están llevando a cabo investigaciones que tratan de aislar los genes responsables de ciertas tendencias de comportamiento.  Por ejemplo, los genes responsables del miedo o la ansiedad.

Habilidades cognitivas y sociales en los perros

En las últimas décadas, el conocimiento que teníamos sobre las habilidades cognitivas y sociales de los perros, ha crecido muchísimo. Han aparecido cientos de publicaciones al respecto.

Un gran paso científico fue la posibilidad de obtener imágenes, en tiempo real, del cerebro de los perros.

Gracias a un exhaustivo entrenamiento para permanecer inmóviles en una máquina de resonancia magnética, hemos podido ver como el cerebro de los perros se emociona y procesa cierta información de manera muy similar a la humana. Incluso, hemos visto como interpretan nuestros gestos y hasta diferencian nuestro idioma.

Estudiando el vínculo humano-animal

Con respecto a nuestra relación con los perros, la ciencia se ha preocupado y preocupa de resolver grandes incógnitas como:

  • Cómo y cuándo trascurrió el proceso de domesticación.
  • Cuáles son los motivos que hacen posible la relación tan especial entre perros y humanos.
  • Cuales son los beneficios que nos aportan los perros.

 

¿Qué pasará en un futuro?

Los perros se han utilizado en la investigación científica a lo largo de la historia, inicialmente desde un punto de vista comparativo con el ser humano, a fin de entender mejor nuestra propia naturaleza.

Sin embargo, la propia etología de los animales importa en sí misma, y aún nos queda mucho que saber y dilucidar sobre los perros.

Existe una curiosa línea de trabajo científico que evalúa los efectos de perros robot en los humanos y viceversa, el efecto de humanos robots en los perros.

Aunque, evidentemente, un robot no es un perro, algunos estudios indicarían que los robots podrían generar en los humanos respuestas afectivas similares a las generadas por los perros.

Aunque todo esto, está muy incipiente, y podría parecer ciencia ficción, al ritmo que avanza la tecnología; me pregunto sí: ¿podrían ser los robots perros, una solución al gran número de abandono de perros en el mundo? 

También te puede interesar:
Io Almagro

Io Almagro

Doctora en Biología. Se licenció en Biología en la Universidad Autónoma de Madrid, y tras realizar un Máster en Biología de la Conservación por la Universidad Complutense de Madrid y otro Máster en Geología por la Universidad de Granada se doctoró en la Universidad de Granada dentro del programa de doctorado de Ciencias de la Tierra. Su tesis obtuvo la calificación máxima de sobresaliente cum laude y mención internacional. Apasionada por los perros desde los 5 años, Ío Almagro también es técnico en adiestramiento canino y colabora como experta en perros dentro del programa “Como el perro y el gato” retrasmitido por onda cero y melodía fm. Es colaboradora docente en los cursos de bienestar animal y social impartidos por la Universidad Nacional a Distancia (UNED), y tiene su propia consultoría sobre comportamiento canino losperrodealma.com donde ayuda a las personas a vivir más felices con sus perros.

Continúa leyendo