Cómo proteger a las mascotas de los peligros urbanos

Tu mascota podría sufrir un accidente o asustarse con los ruidos, por lo que nunca deberías dejarle pasear solo.

Las mascotas nos aportan alegría, compañía y amor incondicional. Sin embargo, tener una mascota también conlleva responsabilidad (sobre todo si vives en una zona urbana de mucho tránsito). En las grandes ciudades, las personas y los animales se ven obligados a vivir en espacios más reducidos. No obstante, si tomas medidas para asegurar tu hogar y compruebas los riesgos cuando pasees a tu mascota seguro que podrás protegerla de los peligros urbanos.

Cuidado con los balcones y las terrazas

Uno de los mayores peligros se encuentra en las azoteas, balcones o terrazas. Tendrás que asegurarte de que la terraza está correctamente cercada para que tu mascota no se caiga del edificio o se escape. Asimismo, tendrás que prestar atención a los espacios entre los postes de la cerca y el balcón, ya que los perros pequeños podrían colarse por ese espacio.

perro en la calle
iStock.

No le dejes salir sin supervisión

Otro de los grandes riesgos es que paseen sin la supervisión de una persona, sobre todo si vives en una zona de mucho tráfico. Tu mascota podría sufrir un accidente, asustarse con los ruidos o pelearse con otro animal, por lo que nunca deberías dejarle pasear solo. Llévale siempre con correa para evitar cualquier percance.

Colócale una chapa identificativa

Tu mascota deberá estar identificada en todo momento, ya que si se pierde o escapa en la ciudad será más fácil recuperarla. Por ello, deberías colocarle en el collar una chapa identificativa en la que aparezca toda tu información de contacto (número de teléfono, dirección, nombre y el nombre de tu mascota).

Asimismo, tendrás que ponerle un microchip, ya que si tu mascota se pierde los veterinarios podrán acceder a tu información de contacto y localizarte.

Vídeo de la semana

Continúa leyendo