Consejos para cuidar a tus peces

Tus peces deberán tener un color saludable y nadar alegremente por el acuario.

cuidado de los peces
iStock.

Los peces son unas mascotas estupendas y fáciles de mantener. Sin embargo, requieren de ciertos cuidados para mantenerse saludables. El acuario deberá tener el tamaño correcto, y tendrá que estar lleno de plantas y decoración para que los peces disfruten del entorno. Además, los peces pueden vivir mucho tiempo, por lo que es fundamental que establezcas una rutina de limpieza y alimentación. Así la vida de tus peces será menos estresante y podrás crear un vínculo especial con tus mascotas.

Elige la especie adecuada

Si eres principiante, los peces de agua dulce son la mejor opción. Estos suelen tener menos problemas de salud y requieren de menos mantenimiento. Además, si vas a comprar tus peces en una tienda de mascotas, tendrás que asegurarte de que tienen una apariencia saludable. Los peces deberán estar activos y nadando a un ritmo constante.

Cuando hayas elegido el tipo de pez tendrás que conseguir un acuario. Recuerda que cuanto más grande sea tu pez (o cuantos más tengas) mayor tendrá que ser tu acuario. En caso de duda, es mejor que compres un acuario un poco más grande, ya que el hacinamiento podría causar problemas de salud a tus peces.

Instala un sistema de filtración

Un filtro mantendrá el agua limpia y eliminará muchos contaminantes, como las heces. Existen filtros mecánicos (que atrapan los desechos en trampas que se pueden vaciar) y filtros químicos que absorben la suciedad. Algunos filtros deben colocarse debajo de las piedras o grava del acuario, mientras que otros se cuelgan en la parte trasera.

Cuando hayas instalado el filtro deberás añadir el sustrato. Es decir, tendrás que añadir arena, rocas o grava a la pecera. Además, antes de colocarlo tendrás que enjuagarlo con agua del grifo para eliminar el polvo. Por supuesto, tus peces también necesitarán decoración y plantas. Elige decoraciones que proporcionen escondites a tus peces pero que se vean naturales, como las estructuras rocosas. En cuanto a las plantas, algunas de las más populares son la hierba de Java, la glicina de agua o el helecho de Java.

pez blanco
iStock.

Llena la pecera de agua

Antes de llenar de agua el acuario tendrás que tratarla con un declorante, ya que este es extremadamente tóxico para los peces. Para ello, es importante que sigas las instrucciones que vienen en el paquete. Cuando el agua ya esté lista, viértela poco a poco en la pecera.

A continuación, tendrás que aclimatar a los peces introduciéndolos poco a poco en su nuevo hogar. Añade en la bolsa en la que se encuentran los peces media taza de agua del acuario. Después, deja que esta flote durante cinco minutos en el acuario. Transcurrido este tiempo ya podrás liberar a tus peces. ¡Ya está todo listo!

Vigila su salud

Para evitar que tus peces enfermen es fundamental que no los sobrealimentes. El exceso de comida puede causar todo tipo de problemas. También es importante que busques un alimento adecuado a sus necesidades.

Además, tus peces deben tener un color saludable y nadar alegremente. Si notas que alguno de tus peces ha enfermado, colócalo en una pecera separada para controlarlo. Deberás agregar medicamento si lo requiere. 

 

También te puede interesar:

Continúa leyendo