Muy Interesante

El comedor giratorio de Nerón

Los restos de un salón que imitaba el movimiento de la tierra girando día y noche han sido descubiertos en la Domus Aurea, la villa del emperador romano Nerón, que se erigió sobre los escombros que quedaron tras un incendio que destruyó gran parte de Roma en el 64 d.C.

Autor: Elena Sanz
Los restos de un salón que imitaba el movimiento de la tierra girando día y noche han sido descubiertos en Roma. Las ruinas forman parte de una residencia monumental conocida por el nombre latino Domus Aurea (Palacio Dorado), que se erigió sobre los escombros que quedaron tras un incendio que destruyó gran parte de Roma en el 64 d.C.

Según la arqueóloga francesa Francoise Villedieu, coordinadora del equipo que sacó a la luz la estructura, se trataría de la coenatio rotunda, descrita por el antiguo escritor romano Suetonio y que Nerón utilizaba como comedor giratorio para impresionar a los invitados a sus banquetes. El presunto refectorio, con un diámetro superior a los 16 metros, se posaba sobre un pilar de cuatro metros de anchura y cuatro mecanismos esféricos, que posiblemente giraban movidos por un sistema hidráulico.

Suetonio también describió a Nerón como uno de los gobernantes más crueles, depravados y megalómanos de Roma. La Domus Aurea fue sepultada tras el suicidio de Nerón en el año 68, cuando fue sustituido por la dinastía Flavia, que hizo desaparecer todo rastro del emperador acusado de haber incendiado Roma.

La ventana a un mundo en constante cambio

Muy Interesante

Recibe nuestra revista en tu casa desde 39 euros al año

Suscríbete
Suscripciones a Muy Interesante
tracking