Muy Interesante

La huella de los teatros romanos

En buena parte del territorio conquistado por el Imperio Romano, hoy permanecen los vestigios de los teatros que los romanos habían erigido para entretener al pueblo con las comedias.

En los últimos años de la República empezaron a edificarse teatros estables de piedra siguiendo el modelo de los teatros griegos. El primero fue el que erigió Pompeyo en Roma en el Campo de Marte en el año 55 a.C. que impresionó al pueblo por su imponente despliegue escénico. Según Cicerón, se representaron comedias y tragedias griegas además de farsas atelanas. A partir de este momento se multiplicó en Italia y en las provincias la construcción de teatros de piedra. En Roma, el género favorito de la sociedad era la comedia donde los actores tienen mucha más importancia que el coro por lo que la escena del edificio se construye de gran tamaño mientras que la orquestra se queda en medio círculo.
Como los teatros en Roma pierden el sentido religioso que tenían en Grecia y se dedican a divertir a la gente, no se ubican cerca de santuarios sino que son construcciones dentro de la ciudad y por tanto la cávea (gradas) se asentaba sobre una construcción artificial de varios pisos con galerías abovedadas que soportaban la cávea.
Durante casi todo el período republicano, las puestas en escena teatrales utilizaban como escenario unas estructuras de tablas que se desmantelaban tras la representación donde el pueblo asistía de pie, aunque según Plauto el pueblo podía estar sentado posiblemente sobre bancos o graderíos de madera.
El Teatro en Roma pronto se convirtió en un entretenimiento. Por eso, no es de extrañar que la forma más popular fuera la comedia. El gran período de creación dramática romano empezó en el siglo II a.C. y destacaban las comedias escritas por Plauto y Terencio, que eran adaptaciones de la comedia nueva griega.
Las obras interpretadas se basaban en una intriga de carácter local, aunque las de Terencio también aportaban un valor didáctico, con una estructura muy dinámica, ya que una parte de ellas era cantada. Los actores llevaban máscaras, atuendos y calzado alto de estilo griego.

La ventana a un mundo en constante cambio

Muy Interesante

Recibe nuestra revista en tu casa desde 39 euros al año

Suscríbete
Suscripciones a Muy Interesante
tracking