¿Por qué a veces desaparece el mar antes de un huracán?

El huracán Ian hizo desaparecer el agua del mar en la costa de Florida antes que este tocara tierra. ¿Por qué ocurre en ocasiones? Lo descubrimos.

Usuarios de redes sociales compartieron fotos y videos en las que se observa un alejamiento del agua de la costa de Florida. Este fenómeno tiene su explicación en el comportamiento del huracán antes de su llegada y anticipa un aumento anormal del nivel de agua de mar durante el impacto de la tormenta.

Muchos curiosos se acercaron a la zona para caminar sobre lo que normalmente estaría cubierto por el mar. Sin embargo, los meteorólogos y las autoridades alertaron que todo lo que se va vuelve y que lo ocurrido no era preámbulo de nada bueno.

Este inusual fenómeno se pudo observar en las costas de Florida previo a que el huracán Ian tocara tierra, lo que ocurrió a las 15:06 horas (ET) del miércoles 28 de septiembre en Cayo Costa. Se trata de un periodo anterior a la llegada de una marejada ciclónica conocida como marea de tormenta negativa u oleada a la inversa.

El Servicio Nacional de Meteorología de EE.UU. compartió una imagen de lo ocurrido, lanzando una advertencia. "Nota importante: el agua volverá. No intente caminar allí ni en ningún otro lugar en que el agua haya retrocedido".

Este fenómeno, que se reconoce cuando el agua retrocede de la orilla, pudo ser captado en el puerto de Charlotte y en la bahía de Tampa en el momento que el huracán se encontraba a unas 55 millas al oeste de Naples, Florida.

No es la primera vez que ocurre algo así en esta zona de Estados Unidos. Ya en 2017, con el huracán Irma, pasó algo parecido. El agua de la costa se drenó, pero luego apareció de nuevo con más violencia. 

Más tarde el agua no solo regresaría, sino que lo haría con mareas "catastróficas", como había advertido el Centro Nacional de Huracanes (NHC, por sus siglas en inglés).

La marea de tormenta negativa generalmente ocurre en el flanco norte del huracán, cuando los vientos se mueven hacia mar abierto, y con ellos el agua del mar, lo que produce ese efecto muy parecido cuando un tsunami se acerca a tierra firme.

Para entender el fenómeno de marejada ciclónica inversa hay que partir del hecho de que, en el hemisferio norte, el viento de los huracanes gira en el sentido contrario de las agujas del reloj.

Por lo tanto, en las zonas que se encuentran en la dirección opuesta a la rotación del huracán, los vientos arrastrarán el agua hacia dentro. En el caso de la Bahía de Tampa, cuando el huracán se acerca a ella desde el sur, se da este fenómeno de drenado. En cambio, una vez que el huracán rebasa la zona y queda al norte, se produce el efecto contrario. El agua que se fue se desplaza de nuevo y vuelve a su lugar, a veces con grandes olas y la subida del nivel del mar.

Todo esto, en realidad, ocurre solo en lugares en los que el nivel del mar no es demasiado alto. Por ejemplo, en el caso del huracán Irma en 2017, el huracán se acercó también al Caribe desde el sur. De hecho, lo hizo en categoría 5, con vientos de hasta 298 kilómetros por hora. Sin embargo, el mar no se retiró, mientras que en la Bahía de Tampa, ya con categoría 4, sí que lo hizo.

Esto se debe a que en zonas insulares, como el Caribe, el nivel del mar es mucho más alto. Por lo tanto, el viento sumerge el agua, que luego emerge de nuevo en su lugar. El fondo no queda al descubierto, porque está demasiado profundo. Sin embargo, cuando los huracanes se acercan a la placa continental, el nivel del mar en la costa es mucho más bajo y sí que se produce este efecto.

En realidad, puede que la vuelta del mar a su posición inicial sea calmada y no ocurra nada. O que sea violenta, con inundaciones y grandes olas. A veces es difícil saberlo; pero, precisamente por eso, lo mejor es no entrar al terreno que ha dejado al descubierto. Y esto no se aplica sólo a los huracanes.

La retirada del mar es también habitual de otros fenómenos, como los tsunamis. No siempre ocurre, pero el temblor submarino que da lugar a estas olas gigantes puede provocar inicialmente la retirada del mar. En estos casos, la vuelta violenta del agua a su lugar es algo mucho más inmediato. Por eso, las personas que viven en lugares en los que esto es habitual saben perfectamente que es el momento de huir de la costa. En cambio, los turistas pueden quedar fascinados por el espectáculo y no tener tiempo de escapar.

También te puede interesar:
Doctor Fisión

Doctor Fision

Divulgador científico especialista en física y astrofísica, y apasionado de la ciencia en general. Autor del bestseller "El Universo Explicado" y de "La Nueva Carrera Espacial". Tiene más de 3 millones de seguidores en redes sociales.

Continúa leyendo