Impulse Space desvela la primera misión comercial a Marte

La empresa Impulse Space se ha propuesto lanzar próximamente la primera misión privada a Marte de la historia.

 

Impulse Space es una empresa de muy reciente creación fundada en septiembre de 2021 por Tom Mueller, el famoso ‘padre’ de los motores Merlin de SpaceX.

La compañía quiere centrarse en el desarrollo de servicios de transporte entre diversas órbitas y por el sistema solar, usando además propelentes almacenables que no sean tóxicos, o sea, una alternativa a los propergoles hipergólicos tradicionales (por ahora Impulse Space apuesta por etano y monóxido de dinitrógeno).

Pero está claro que Impulse Space quiere debutar a lo grande y ha anunciado su intención de crear una sonda de aterrizaje para el planeta rojo. El lanzador elegido es el Terran R de Relativity Space.

Relativity Space planea lanzar dentro de poco el Terran 1, un microlanzador de metano fabricado mediante impresión de metal en 3D con una primera etapa reutilizable, es un lanzador desechable de dos etapas capaz de situar un máximo de 1,25 toneladas en órbita baja. Tiene una longitud de 35 metros y un diámetro de 2,3 metros.

En principio, el Terran 1 iba a ser un lanzador más modesto, pero en 2019 la empresa decidió mejorar sus prestaciones y ampliar las dimensiones de la cofia hasta los 3 metros de diámetro y 6,8 metros de largo, un tamaño modesto para un cohete normal, pero enorme para un microlanzador.

Los planes de la empresa son que el vehículo de crucero integrado, la cápsula de entrada y el Mars Lander sean lanzados en 2024 en el vehículo de lanzamiento Relativity Terran R. Este es un cohete de dos etapas totalmente reutilizable capaz de situar veinte toneladas en órbita baja despegando desde la rampa SLC-16 de Cabo Cañaveral (Florida).

No obstante, y a pesar de las apariencias, el Terran R es en realidad un competidor del Falcon 9. Usará en su primera etapa siete motores Aeon R de nueva generación, mientras que la segunda etapa empleará un único motor Aeon 1 adaptado al vacío con una tobera de cobre.

Según el acuerdo firmado entre Relativity Space e Impulse Space, esta última usará el Terran R para lanzar una sonda al planeta rojo entre 2024 y 2025. La sonda incluye una etapa orbital y una cápsula con escudo térmico, dentro de la cual viajará la sonda de aterrizaje.

Realizará una entrada directa en la atmósfera de Marte como la llevada a cabo por las últimas siete sondas de la NASA que han logrado aterrizar con éxito en Marte.

La etapa orbital y el escudo térmico emplearán el diseño de las misiones Phoenix e InSight de la NASA, a su vez basadas en la cancelada Mars Surveyor 2001. Luego, la cápsula utilizará un paracaídas para frenar y la sonda se separará de la misma, ejecutando un descenso propulsado hasta tocar la superficie.

Como todos sabemos, aterrizar en Marte es un desafío tecnológico muy complejo, así que el que una empresa privada se plantee algo así es un proyecto muy ambicioso.

La sonda llevará una carga útil destinada al desarrollo de tecnologías asociadas con vuelos tripulados, por lo que no sería nada sorprendente que Impulse Space llegase a algún tipo de acuerdo con la NASA, o incluso con SpaceX, para enviar experimentos o instrumentos en esta misión.

En cualquier caso, no hay muchos detalles técnicos adicionales sobre esta misión a Marte, pero no cabe duda de que se trata de una iniciativa increíblemente arriesgada para un par de empresas que todavía no han puesto nada en órbita.

Las dos compañías sufragarán los gastos de la primera misión a Marte, esperando que las siguientes corran a cargo de clientes como la NASA, universidades o centros de investigación que quieran llevar experimentos al planeta rojo.

No obstante, la financiación de un proyecto de esta envergadura es por ahora el talón de Aquiles de toda la misión. Las etapas superiores y remolcadores orbitales de Impulse Space serán un complemento perfecto para los cohetes Terran de Relativity Space, pero no está claro el modelo de negocio en el que puede basarse una misión comercial a Marte.

El año que viene Impulse Space planea llevar a cabo la primera prueba orbital de un vehículo con su sistema de propulsión no tóxica, mientras que Relativity Space tiene que lanzar el Terran 1 y finalizar el diseño del Terran R. En función de cómo se desarrollen estos primeros pasos veremos si ambas empresas tienen posibilidades de alcanzar el planeta rojo en esta década.

Referencia:

IMPULSE Space.  2022,  The first commercial mission to mars. (Press Release)

Doctor Fisión

Doctor Fision

Divulgador científico especialista en física y astrofísica, y apasionado de la ciencia en general. Autor del bestseller "El Universo Explicado" y de "La Nueva Carrera Espacial". Tiene más de 3 millones de seguidores en redes sociales.

Continúa leyendo