¿Qué partes del cuerpo humano sufren más el frío?

Las diferencias de temperatura en la piel son detectadas por los llamados termorreceptores, un tipo de terminaciones nerviosas que se ramifican profusamente en la dermis y epidermis. Estos receptores, que detectan diferencias de temperatura de sólo 0,001º, son de dos tipos: los del frío, que abundan en los labios, la nariz, el mentón, el pecho y los dedos; y los del calor, que se concentran en la punta de los dedos, los codos y la nariz. Ahora bien, los receptores térmicos más sensibles se hallan en el cerebro, pues éste requiere una temperatura estable de 37ºC -y nunca superior a 40,5º C- para que funcione de forma óptima.

 

Etiquetas: cerebro

Continúa leyendo

COMENTARIOS