¿Por qué se apaga la vela al soplar?

¿Por qué se apaga la vela al soplar?
Apagar una vela con un abanico o con un ventilador es complicado. Lo más eficaz es hacerlo soplando, porque la vela está hecha de parafina, un hidrocarburo sólido que se licúa a temperaturas entre 80 y 100 grados. El líquido resultante empapa la mecha y la vela arde. Al soplar expulsamos aire empobrecido de oxígeno y rico en nitrógeno y dióxido de carbono, lo que no facilita la combustión.

Continúa leyendo

COMENTARIOS

¿Por qué se apaga la vela al soplar?

¿Por qué se apaga la vela al soplar?
Apagar una vela con un abanico o con un ventilador es complicado. Lo más eficaz es hacerlo soplando, porque la vela está hecha de parafina, un hidrocarburo sólido que se licúa a temperaturas entre 80 y 100 grados. El líquido resultante empapa la mecha y la vela arde. Al soplar expulsamos aire empobrecido de oxígeno y rico en nitrógeno y dióxido de carbono, lo que no facilita la combustión.

Continúa leyendo

COMENTARIOS