¿Cómo funcionan los aparatos de ortodoncia?

¿Cómo funcionan los aparatos de ortodoncia?
Los aparatos de ortodoncia son unos dispositivos diseñados para corregir las posiciones defectuosas de los dientes y las anomalías de los huesos donde encajan.

Hay dos tipos: los ortopédicos actúan sobre los huesos y se usan, por ejemplo, como mentoneras para corregir el prognatismo mandibular o mandíbula adelantada. El otro tipo actúa directamente sobre los dientes y consta de arcos de alambre de diversas aleaciones y secciones sobre los que se deslizan unos soportes metálicos llamados brackets.

Éstos se adhieren individualmente a cada diente con ángulos de inclinación y de torsión muy precisos, diferentes para cada pieza dental, minuciosamente calculados y fijados por el especialista. Los brackets transmiten la información al arco, que dispensa las fuerzas a los dientes, trasladándolos a las posiciones deseadas.

Continúa leyendo

COMENTARIOS