¿A dónde van a parar los residuos electrónicos?

¿A dónde van a parar los residuos electrónicos?
Los expertos del Programa de la ONU para el Medio Ambiente estiman que se generan 50 millones de toneladas de desechos electrónicos al año. Aunque la Convención de Basilea de 1994 prohíbe la exportación de residuos peligrosos a los países pobres, casi el 80% de ellos acaban en Asia. Allí se acumulan especialmente en Guiyu, cerca de Hong Kong, donde se ha creado un gran vertedero del que la población extrae los pocos componentes que siguen siendo útiles. Los demás se convierten en una letal fuente de contaminación.





COMENTARIOS