¿Es verdad que hay árboles que cambian de sexo?

El cambio de sexo que experimenta un tejo escocés podría deberse al estrés ambiental o a un mecanismo para garantizar su reproducción.

¿Es verdad que hay árboles que cambian de sexo?

El tejo de Fortingall, ubicado en un cementerio de dicha localidad, en la región escocesa de Perthshire, es el árbol más longevo del Reino Unido y uno de los más ancianos de Europa –se estima que tiene entre 3.000 y 5.000 años–. Se trata de un espécimen de un tamaño considerable. En un escrito de1769 ya se mencionaba que su tronco tenía unos 17 metros de circunferencia, si bien en la actualidad presenta varios tallos y su apariencia se asemeja más a un conjunto de varios árboles. Pero no son sus dimensiones ni su edad lo que ha llamado recientemente la atención de los expertos.

Aunque en los registros históricos siempre se le ha considerado masculino –los machos presentan unas características estructuras esféricas que liberan el polen cuando maduran–, ha empezado a dar bayas en una pequeña zona de su corona, lo que sugiere que al menos una parte del mismo está cambiando de sexo. Es cierto que muchas especies de árboles están compuestas por partes femeninas y masculinas, pero los tejos suelen ser machos o hembras.

El primero en notar el cambio fue Max Coleman, del Real Jardín Botánico de Edimburgo, que asegura que este fenómeno se da en raras ocasiones. La transformación se produce gracias a un cambio en el balance hormonal que controla la producción de sus órganos reproductivos. Algunos investigadores creen que este fenómeno podría haberse originado como una adaptación a un cambio brusco en las condiciones ambientales, como consecuencia, por ejemplo, de una sequía especialmente intensa.

Imagen: Mogens Engelund vía Wikimedia / CC

Etiquetas: curiosidadesnaturalezaplantas

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS