Perseverance: este es el primer vídeo de un aterrizaje en Marte

El astrobiólogo robótico de seis ruedas se encuentra actualmente realizando una revisión exhaustiva de todos sus sistemas e instrumentos.

La NASA acaba de hacer públicos en una rueda de prensa los primeros vídeos del rover Perseverance, que permiten apreciar los hitos más importantes durante los minutos finales de su entrada, descenso y aterrizaje en el planeta rojo el 18 de febrero, cuando la nave espacial se lanzó en paracaídas hacia la superficie de Marte. Un micrófono en el rover también ha proporcionado la primera grabación de audio de sonidos de Marte. 

Desde el momento del lanzamiento del paracaídas, el sistema de cámaras cubrió la totalidad del proceso de descenso, mostrando parte del intenso viaje del rover hasta el cráter Jezero de Marte. El metraje de las cámaras de alta definición a bordo de la nave comienza a 11 kilómetros sobre la superficie, mostrando el despliegue supersónico del paracaídas más masivo jamás enviado a otro mundo, y termina con el aterrizaje del rover en el cráter. 

Uno de los micrófonos conectados al rover no recopiló datos utilizables durante el descenso, pero el dispositivo sobrevivió al descenso hacia la superficie y obtuvo sonidos del cráter Jezero el 20 de febrero. En la segunda grabación, se puede oír una brisa marciana durante unos segundos, al igual que los sonidos mecánicos del rover operando en la superficie.

También se ha publicado la primera panorámica de la ubicación de aterrizaje del rover, tomada por las dos cámaras de navegación ubicadas en su mástil. El astrobiólogo robótico de seis ruedas, el quinto rover que la agencia ha aterrizado en Marte, se encuentra actualmente realizando una revisión exhaustiva de todos sus sistemas e instrumentos. 

Siete minutos de terror 

“Ahora finalmente tenemos una vista de primera fila de lo que llamamos 'los siete minutos de terror' mientras aterrizamos en Marte", según Michael Watkins, director del Laboratorio de Propulsión a Chorro de la NASA en el sur de California, que administra la misión de la agencia. "Desde la apertura explosiva del paracaídas hasta la pluma de los cohetes que aterrizan enviando polvo y escombros al aterrizar, es absolutamente impresionante”. 

El vídeo también captura el escudo térmico cayendo después de proteger a Perseverance de temperaturas abrasadoras durante su entrada a la atmósfera marciana. La vista hacia abajo desde el rover se balancea suavemente como un péndulo mientras la etapa de descenso. El paisaje marciano se avecina rápidamente a medida que la etapa de descenso avanza, el jetpack de vuelo libre del rover, que desacelera usando motores de cohetes y luego baja con cables a la superficie, se libera y sus ocho propulsores se activan para poner distancia entre el rover y el terreno. La cubierta trasera y el paracaídas son descartados. 

Luego, 80 segundos y 2.130 metros más tarde, las cámaras capturan la etapa de descenso realizando la maniobra de la grúa aérea sobre el lugar de aterrizaje: la columna de sus motores cohete levantando polvo y pequeñas rocas que probablemente han permanecido en ese mismo lugar durante miles de millones de años. 

“Colocamos el sistema de cámara EDL en la nave espacial no solo para tener la oportunidad de comprender mejor el rendimiento de nuestra nave espacial durante la entrada, el descenso y el aterrizaje, sino también porque queríamos llevar al público al viaje de su vida: el aterrizaje en la superficie de Marte”, en palabras de Dave Gruel, ingeniero principal del subsistema de cámara y micrófono EDL de Mars 2020 Perseverance. 

El metraje termina con las ruedas de aluminio de Perseverance haciendo contacto con la superficie a 2,6 kilómetros por segundo; luego, cuchillas disparadas pirotécnicamente cortan los cables que lo conectan con la etapa de descenso que aún está suspendida. Finalmente, la etapa de descenso asciende y acelera en la maniobra de vuelo planeada previamente. 
 
Cinco cámaras comerciales disponibles en el mercado ubicadas en tres componentes diferentes de la nave espacial recopilaron las imágenes. Dos cámaras en la carcasa trasera, que encapsulaban el rover en su viaje, tomaron fotografías del paracaídas inflándose. Una cámara en la etapa de descenso proporcionó una vista hacia abajo, incluida la parte superior del rover, mientras que dos en el chasis del rover ofrecieron perspectivas tanto hacia arriba como hacia abajo. 
  
El equipo del rover continúa con la inspección inicial de los sistemas de Perseverance y su entorno inmediato. En los próximos días, debería transmitirse una panorámica de 360 grados de Jezero por la Mastcam-Z, proporcionando una vista de mayor resolución del camino que tiene el rover por delante. 
 

Continúa leyendo