SpaceX cambia el wc de su nave espacial tras detectar fugas de orina

En la misión Inspiration4 la orina fue a parar al sistema de ventilación en vez de al tanque de almacenamiento.

Nave espacial
iStock

SpaceX está modificando el inodoro de la cápsula Crew Dragon que tiene previsto llevar al espacio a cuatro astronautas el 31 de octubre. La razón del arreglo se debe a que en la misión Inspiration4 del pasado septiembre se detectaron fugas de orina, que fueron a parar al sistema de ventilación.

La misión Inspiration4 duró tres días. A bordo iban el multimillonario Jared Isaacman y otras tres personas más. Las inspecciones realizadas tras el aterrizaje revelaron que un tubo conectado al tanque de almacenamiento del inodoro se había soltado durante el vuelo, lo que produjo que la orina fuera hacia el sistema de ventilación y no al tanque de almacenamiento.

Este problema también se ha observado en la misión Crew-2, que llegó a la estación espacial en abril y concluirá la semana que viene. Los astronautas que se encuentran a bordo lo han podido comprobar revisando el Endeavour, el Crew Dragon utilizado para Crew-2.

Parece que las filtraciones no son un gran problema y es que ninguna de las dos tripulaciones afectadas ha notificado complicación alguna en el vuelo. Además, los análisis sugieren que el Endeavour no ha sufrido daños por corrosión que puedan hacer complicada su vuelta a la Tierra. Aun así, las fugas de orina se deben evitar y por eso SpaceX está tomando. "Para Crew-3, hemos solucionado este problema en el tanque esencialmente haciendo una estructura completamente soldada sin juntas que puedan desprenderse y desconectarse", declaró a Space.com Bill Gerstenmaier, ingeniero aeroespacial y vicepresidente de Mission Assurance de SpaceX.

SpaceX tiene un contrato multimillonario con la NASA para transportar astronautas a la estación espacial con Crew Dragon y el cohete Falcon 9 de la compañía. Como su nombre indica, Crew-3 será la tercera misión operativa que SpaceX realiza bajo ese acuerdo. La compañía también lanzó un vuelo de prueba tripulado al laboratorio en órbita, llamado Demo-2, en el verano de 2020 que duró dos meses.

Vídeo de la semana

Continúa leyendo