Plasma ardiente: nuevo hito en la fusión nuclear

Cada día estamos más cerca de lograr una fuente duradera y sostenible de energía. Varios experimentos han confirmado este novedoso método.

La fusión nuclear genera la luz y el calor de las estrellas, y los científicos buscan que se convierta en nuestra fuente de energía sostenible en el futuro aquí en la Tierra. Ahora, un equipo de científicos de la Instalación Nacional de Ignición en el Laboratorio Nacional Lawrence Livermore en California (EE. UU.) han conseguido provocar una reacción de fusión que se mantuvo brevemente; un logro muy importante, porque la fusión requiere temperaturas y presiones tan altas que se esfuma fácilmente. Lo consiguieron con 192 láseres y temperaturas más de tres veces más calientes que el centro del Sol.

 


Un paso más hacia la energía de fusión casi libre de contaminación

El objetivo final, para el que aún quedan unos años, es generar energía de la misma manera que el Sol genera calor, al juntar los átomos de hidrógeno tan cerca unos de otros que se combinan en helio, que libera torrentes de energía.

Los investigadores utilizaron el láser más energético del mundo en la Instalación Nacional de Ignición (NIF) del laboratorio, para calentar un isótopo de hidrógeno a muchas veces la temperatura en el núcleo del Sol. Esto creó la presión necesaria para desencadenar el proceso de fusión en el hidrógeno, que luego calentó el material por sí solo en una fracción significativa de un megajulio sin la ayuda de otras fuentes de calor.


Los científicos hicieron algunos ajustes a la configuración que incluyeron aumentar la cantidad de energía láser enfocada en el combustible, mientras cambiaban la geometría del objetivo y la forma en que se transfiere la energía entre los rayos láser. El resultado fue una forma nueva de controlar el proceso de implosión que comprime y calienta el combustible, lo que permite la creación de plasma autocalentable.


Con esos resultados, junto con los resultados preliminares anunciados en agosto pasado, los científicos dicen que están en el umbral de un avance aún mayor: la ignición, el momento en el que el combustible puede continuar "quemándose" por sí solo y producir más energía de la que se necesita para provocar la reacción inicial.


"Estamos muy cerca del siguiente paso", dijo el autor principal del estudio, Alex Zylstra, físico experimental en Livermore.

 

 

Referencia: A. B. Zylstra et al, Burning plasma achieved in inertial fusion, Nature (2022). DOI: 10.1038/s41586-021-04281-w

Sarah Romero

Sarah Romero

Fagocito ciencia ficción en todas sus formas. Fan incondicional de Daneel Olivaw y, cuando puedo, terraformo el planeta rojo o cazo cylons. Hasta que viva en Marte puedes localizarme en Twitter: sarahromero_ y en ladymoon@gmail.com

Continúa leyendo