Los neandertales eran carnívoros, afirma un nuevo estudio

El análisis del diente de un individuo de hace 150.000 años sugiere que su dieta estaba compuesta exclusivamente de carne.

 

¿Eran carnívoros los neandertales? La composición de la dieta neandertal, ese antepasado humano cercano que vivió en Europa y Asia occidental desde hace unos 400.000 a 40.000 años, ha sido motivo de conflicto desde hace mucho tiempo. ¿Carnívoros? ¿Vegetarianos? Siempre ha habido resultados contradictorios. Ahora, un nuevo estudio de un diente neandertal de España realizado con un enfoque novedoso sugiere que comían principalmente carne.

Por primera vez en la historia, los isótopos de zinc del esmalte dental neandertal se han utilizado para la investigación, lo que ha revelado que, probablemente, los neandertales eran carnívoros y no vegetarianos.

 


Carne, gracias


Un equipo de científicos del Centro Nacional Francés de Investigación Científica (CNRS), en colaboración con colegas de varias instituciones científicas de Alemania, acaba de publicar este nuevo estudio sobre las prácticas dietéticas de los neandertales en la revista Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS).


Como reconocen los investigadores del CNRS, las pruebas convencionales de las proporciones de isótopos de nitrógeno generalmente han respaldado la idea de que la dieta de los neandertales era exclusivamente carnívora. Sin embargo, ha habido algunos estudios que muestran indicaciones claras de que al menos algunos neandertales eran omnívoros.


Aplicando una técnica recientemente desarrollada para estudiar las firmas químicas del esmalte dental antiguo, han podido determinar que un neandertal que vivía en una cueva en la Península Ibérica durante el Paleolítico Medio (hace 50.000 años) consumía una dieta estrictamente carnívora.


Hasta ahora, para determinar la posición de un individuo en la cadena alimentaria, los científicos extraían proteínas y analizaban los isótopos de nitrógeno presentes en el colágeno del hueso. Sin embargo, este método no puede emplearse de forma generalizada (por ejemplo, suele poder utilizarse en entornos templados) y es atípico en muestras de más de 50.000 años de antigüedad. Pero, ¿y si no se cumplen estas limitadas condiciones? Los científicos lo tienen complicado o, muchas veces, imposible.

Sin frutas ni verduras

De ahí que muchas veces la ciencia se muestre creativa para dar un paso más. Los científicos decidieron analizar las proporciones de isótopos de zinc presentes en el esmalte dental, un mineral resistente a todas las formas de degradación. El diente tenía niveles bajos de isótopos pesados ​​de zinc, encontraron los investigadores, lo que sugería que el propietario era carnívoro. Es más, los resultados de todas las pruebas realizadas mostraron que el propietario neandertal del diente debe haber sido un carnívoro dedicado que no complementó su dieta con ningún tipo de fruta o verdura.

Se sabe que los isótopos de zinc se correlacionan negativamente con los carnívoros: las concentraciones bajas significan una dieta altamente carnívora, mientras que las concentraciones altas apuntan más a alimentos de origen vegetal.

Los expertos analizaron no solo el molar de neandertal sino también los huesos de otros animales vivos en ese momento, incluidos linces, lobos y gamuzas, para buscar concentraciones de isótopos de zinc. Los resultados revelaron que la dieta de este individuo probablemente consistía en mucha carne, ya que era más similar en concentración de isótopos de zinc a la de los carnívoros de la misma época.


“El consumo de carne está respaldado tanto por los datos zooarqueológicos en Gabasa como por el análisis del esmalte”, escriben los autores.

Los investigadores no pudieron determinar el sexo, la edad al momento de la muerte y la causa de la muerte del individuo al que pertenecía el diente. Sin embargo, el análisis sugirió que este neandertal probablemente murió en el mismo lugar en el que había vivido cuando era niño, alrededor del área de Gabasa.

Cada nuevo descubrimiento añade nuevos puntos de datos valiosos que ayudarán a los científicos a poner algunas piezas más al intrincado rompecabezas de nuestros antepasados.

Referencia: A Neandertal dietary conundrum: Insights provided by tooth enamel Zn isotopes from Gabasa, Spain

Klervia Jaouen https://orcid.org/0000-0003-2820-5035 klervia.jaouen@get.omp.eu, Vanessa Villalba-Mouco https://orcid.org/0000-0002-9357-5238, Geoff M. Smith https://orcid.org/0000-0001-7155-5140, +17 , and Lourdes Montes https://orcid.org/0000-0003-0628-2582Authors Info & Affiliations

Edited by Suzanne Pilaar Birch, The University of Georgia, Athens, GA; received July 1, 2021; accepted April 14, 2022 by Editorial Board Member Dolores R. Piperno

October 17, 2022

119 (43) e2109315119

DOI: https://doi.org/10.1073/pnas.2109315119

Sarah Romero

Sarah Romero

Fagocito ciencia ficción en todas sus formas. Fan incondicional de Daneel Olivaw y, cuando puedo, terraformo el planeta rojo o cazo cylons. Hasta que viva en Marte puedes localizarme en Twitter: sarahromero_ y en ladymoon@gmail.com

Continúa leyendo