La computación cuántica también tiene límites, pero no son cuánticos

Los ordenadores cuánticos prometen una capacidad de computación imbatible, pero, ¿existe un límite de velocidad?

Velocidad
Unplash

Los ordenadores cuánticos prometen una capacidad de computación imbatible, capaces de realizar de forma increíblemente rápida cualquier tipo de operación. Pero, ¿existe un límite de la velocidad a la que pueden llegar a hacerlo?  

Pero la computación cuántica también tiene sus límites. De hecho, estudios que varios grupos de investigación han estado realizando durante la última década han observado que dichos límites son los de la velocidad clásica (la velocidad que todos intuimos y entendemos, la del espacio recorrido por unidad de tiempo cuando viajas en coche o sales a correr).


Investigadores anteriores habían sugerido que los límites de velocidad cuántica son puramente cuánticos por naturaleza y que desaparecen para los sistemas clásicos. Pero las investigaciones llevadas a cabo por dos grupos de estudio –uno formado por Brendan Shanahan y Adolfo del Campo en la Universidad de Massachusetts junto con Aurelia Chenu y Norman Margolus en el MIT; el otro compuesto por Manaka Okuyama del Instituto Tecnológico de Tokio y Masayuki Ohzeki en la Universidad de Tohoku– indican algo muy diferente.

En la mecánica cuántica, la velocidad se define como las fluctuaciones de energía que tienen lugar en relación con el tiempo transcurrido (generalmente, medido en nanosegundos). Los límites de dicha velocidad se referirían a una situación de incertidumbre, basada en la propuesta que elaboró Heisenberg en 1927, y vendría a significar algo así como que, si conocemos de forma muy precisa la posición de una partícula subatómica, no podremos conocer de forma tan precisa su velocidad y viceversa, pero trasladado a la relación tiempo-energía.

Por su parte, la única limitación conocida de la velocidad de los sistemas clásicos es que los objetos no pueden viajar más rápido que la velocidad de la luz, pero esto no tiene que ver con la relación energía-tiempo en los límites de la velocidad cuántica.

Sin embargo, los trabajos mencionados muestran que los límites de velocidad basados en un equilibrio entre energía y tiempo también se dan para los sistemas clásicos. En definitiva, los resultados demuestran que los límites de velocidad cuántica no se basan en ningún fenómeno cuántico subyacente, sino que son una propiedad universal de la descripción de cualquier proceso físico, ya sea cuántico o clásico.

Continúa leyendo