Encuentran momias egipcias con tatuajes “protectores” para el parto

Las dos mujeres del antiguo Egipto habrían llevado tatuajes en la parte baja de la espalda para protegerlas a ellas y sus bebés durante el parto.

Hace unos años se puso muy de moda hacerse un tatuaje en la parte baja de la espalda. No son pocas las personas que hoy en día siguen luciendo un diseño tribal precisamente en esa zona del cuerpo. Sin embargo, parece que no fue tanta la novedad pues, según recientes hallazgos, algunas mujeres del antiguo Egipto lucieron tattoos en esa parte de su anatomía. Eso sí, más que una función estética, sus tatuajes tenían una finalidad supuestamente protectora.

Dos investigadoras, Anne Austin y Marie-Lys Arnette, han descubierto tatuajes en dos momias del yacimiento de Deir el-Medina (1550 a.C. a 1070 a. C), frente al yacimiento de Luxor, y también en figuritas con cuerpo de mujer. Las expertas creen que los tatuajes están probablemente relacionados con el antiguo dios egipcio Bes, que protegía a las mujeres y a los niños, sobre todo en el parto. Los hallazgos se han publicado en el Journal of Egyptian Archaeology.

Tatuaje momia
Anne Austin / University of Missouri-St. Louis

El descubrimiento es bastante sorprendente ya que, para encontrar evidencias de tatuajes, se necesita disponer de piel conservada y expuesta, algo harto complicado en el caso de una momia, ya que no la van a destapar. A no ser que los cuerpos hayan sido saqueados y justo las zonas tatuadas queden a la vista.

Anne Austin y su equipo examinaron en 2019 dos tumbas. En una había restos humanos que incluían un hueso de la cadera izquierda de una mujer de mediana edad. En la piel conservada, se veían patrones de coloración negro oscuro, creando una imagen que, de ser simétrica, habría recorrido la parte baja de la espalda. Justo a la izquierda de las líneas horizontales del tatuaje hay una representación de Bes y un cuenco, motivos que se relacionan con la purificación ritual durante las semanas posteriores al parto.

El segundo tatuaje es el de una mujer de mediana edad descubierta en una tumba cercana. En este caso, la fotografía infrarroja reveló un tatuaje difícil de ver a simple vista. Según el dibujo de reconstrucción, se trata de un wedjat u ojo de Horus, y una posible imagen de Bes con una corona de plumas. Ambas imágenes sugieren que este tatuaje estaba relacionado con la protección y la curación. También hay unas líneas en zigzag que, según las investigadoras, representaría un pantano, que los antiguos textos médicos asociaban con aguas refrescantes utilizadas para aliviar el dolor de la menstruación o el parto.

Tatuaje momia
Anne Austin / University of Missouri-St. Louis

En Deir el-Medina también se encontraron hace décadas tres figurillas de arcilla que representaban el cuerpo femenino. Han sido ahora reexaminadas por la egiptóloga Marie-Lys Arnette, quien sugiere que tienen tatuajes en la parte baja de la espalda y en la zona superior de los muslos. Los tattoos incluyen representaciones de Bes.

Las investigadoras concluyeron en su artículo que "cuando se sitúan en el contexto de los artefactos y textos del Reino Nuevo, estos tatuajes y representaciones de tatuajes habrían conectado visualmente con la imaginería que hace referencia a las mujeres como parejas sexuales, embarazadas, parteras y madres que participan en los rituales posparto utilizados para la protección de la madre y el niño".

Según Austin, los tatuajes en Deir el-Medina eran más comunes de lo que se creía, aunque se desconoce hasta qué punto estaban extendidos en otros lugares de Egipto durante ese periodo. "Tengo la esperanza de que más estudiosos encuentren pruebas de tatuajes para que podamos ver si lo que ocurre en este pueblo es único o forma parte de una tradición más amplia en el antiguo Egipto que simplemente no hemos descubierto todavía", dijo.

 

Referencia: Austin, A., Arnette M. Of Ink and Clay: Tattooed Mummified Human Remains and Female Figurines from Deir el-Medina. 2022. The Journal of Egyptian Archaeology. DOI: https://doi.org/10.1177/030751332211300

Mar Aguilar

Mar Aguilar

Me hubiera gustado ser médica pero le tengo terror a la sangre. Con más de 11 años de experiencia en el ámbito periodístico, aprendo cada día un poco más acerca del apasionante mundo que es la ciencia. Puedes escribirme a maguilar@zinetmedia.es

Continúa leyendo