El asteroide que mató a los dinosaurios cayó en primavera

Hace 66 millones de años un asteroide golpeó trágicamente nuestro planeta. Los científicos han establecido el marco de tiempo de este evento.

¿En qué momento concreto impactó el asteroide que acabó con los dinosaurios? Hace unos 66 millones de años, un asteroide de 10 km de ancho se estrelló contra la Tierra cerca de la pequeña ciudad de Chicxulub, en lo que actualmente es México. El impacto desató una cantidad increíble de gases que cambiaron el clima en la atmósfera, desencadenando una cadena de eventos que llevaron a la extinción de los dinosaurios no aviares y del 75% de la vida en el planeta.

 


Precisando el momento exacto del evento de impacto

Ahora, según un análisis histológico e histoisotópico de un conjunto único de peces fósiles, los científicos han inferido que el impacto de Chicxulub ocurrió durante el final de la primavera o inicio del verano boreal, poco después de la temporada de desove de los peces y la mayoría de las especies continentales. Esta es la conclusión de un equipo dirigido por la Universidad de Manchester que estudió los depósitos en el sitio de fósiles de Tanis en Dakota del Norte que se formaron en el momento del impacto.

"El impacto de Chicxulub al final del Cretácico desencadenó la última extinción masiva de la Tierra, extinguiendo alrededor del 75 por ciento de la diversidad de especies y facilitando un cambio ecológico global hacia biomas dominados por mamíferos", escribió el equipo en su artículo. "Los detalles temporales del evento de impacto en una escala fina (hora a día) […] han eludido en gran medida los estudios anteriores".

Conocer el momento exacto de este impacto es vital para obtener una mejor comprensión del curso de la extinción masiva que siguió a esta trágica colisión, ya que no es lo mismo si sucede en época de reproducción o hibernación, por ejemplo. El tiempo puede afectar a qué especies terminan extinguiéndose y cómo de bien pueden recuperarse las demás. También nos puede servir para predecir cómo podría responder la vida con la que contamos hoy día si una catástrofe similar ocurriera en la Tierra en el futuro.

"La retrospectiva que proporciona el registro fósil puede producir datos críticos, que se pueden aplicar hoy, de modo que podamos planificar para el mañana", señaló el paleontólogo Phil Manning, de la Universidad de Manchester y líder del trabajo que publica la revista Scientific Reports.


Así, el estudio arrojó que los peces, tortugas y dinosaurios enterrados allí estaban en la temporada de crecimiento principal cuando ocurrió el desastre. Muchos de los fósiles de pez espátula y de esturión encontrados en el yacimiento eran lo suficientemente jóvenes como para haber nacido recientemente. Y suponiendo que los peces de esta zona del Cretácico siguieron los mismos ciclos de reproducción estacionales que en la actualidad, los investigadores concluyeron que sus muertes ocurrieron en la primavera o principios del verano.


"La época del año juega un papel importante en muchas funciones biológicas como la reproducción, las estrategias de alimentación, las interacciones huésped-parásito, la latencia estacional y los patrones de reproducción", aclaró DePalma. "Por lo tanto, no es de extrañar que la época del año en que se produzca un peligro a escala mundial pueda desempeñar un papel importante en la gravedad de su impacto en la vida".

 

 

 

Referencia: Robert A. DePalma et al, 2021. Seasonal calibration of the end-cretaceous Chicxulub impact event. Scientific Reports. 11, 23704; doi: 10.1038/s41598-021-03232-9

Sarah Romero

Sarah Romero

Fagocito ciencia ficción en todas sus formas. Fan incondicional de Daneel Olivaw y, cuando puedo, terraformo el planeta rojo o cazo cylons. Hasta que viva en Marte puedes localizarme en ladymoon@gmail.com

Vídeo de la semana

Continúa leyendo