Describen un nuevo tipo de 'Homo' hasta ahora desconocido para la ciencia

¿Será esta la 'población desaparecida' que se habría apareado con el ‘Homo sapiens’ hace más de 200 000 años?

Homo de Neshler
Universidad de Tel Aviv

La revista Science se hace eco del hallazgo de un nuevo grupo del género Homo en la excavación israelí de Nesher Ramla que se asemeja a las poblaciones preneandertales en Europa y, además, desafía la hipótesis predominante de que los neandertales se originaron en el Viejo Continente. Este nuevo tipo de humano primitivo habría vivido hace entre 140 000 y 120 000 años. Según sus descubridores, su morfología comparte características tanto con los neandertales (especialmente dientes y mandíbulas) como con el Homo sapiens arcaico (especialmente el cráneo). Al mismo tiempo, este tipo de Homo es muy diferente a los humanos modernos: muestra una estructura de cráneo completamente diferente, sin mentón y dientes muy grandes.

Los investigadores creen que el hombre de Nesher Ramla es la población fuente a partir de la cual se desarrollaron la mayoría de los humanos del Pleistoceno medio. Además, sugieren que este grupo sería la llamada población 'desaparecida' que se apareó con el Homo sapiens que llegó a la región hace unos 200 000 años, y de cuya existencia tenemos conocimiento por un estudio reciente sobre fósiles encontrados en la cueva de Misliya.

 

Interacciones con ‘Homo sapiens’

"El descubrimiento de un nuevo tipo de Homo es de gran importancia científica. Nos permite dar un nuevo sentido a los fósiles humanos encontrados anteriormente, agregar otra pieza al rompecabezas de la evolución humana y comprender las migraciones de los humanos en el viejo mundo. A pesar de que vivieron hace tanto tiempo, a finales del Pleistoceno medio (hace 474 000-130 000 años), la población de Nesher Ramla puede contarnos una historia fascinante, que revela mucho sobre la evolución y el modo de vida de sus descendientes", ha explicado Israel Hershkovitz, antropólogo de la Universidad de Tel Aviv.

“Los hallazgos arqueológicos asociados con los fósiles humanos muestran que el hombre de Nesher Ramla poseía piedra avanzada, tecnologías de producción de herramientas y, probablemente, también habría interactuado con el Homo sapiens local", explica Yossi Zaidner, otro de los autores. La cultura, la forma de vida y el comportamiento de este nuevo tipo de homínido se analizan en un artículo complementario también publicado en la revista Science.

Nuevos interrogantes

Para los autores, el descubrimiento del hombre de Nesher Ramla desafía la hipótesis predominante de que los neandertales se originaron en Europa, pues sugiere que los antepasados ​​de los neandertales europeos vivieron en el Levante hace 400 000 años, emigrando repetidamente hacia el oeste a Europa y hacia el este a Asia.

Además, a pesar de la ausencia de ADN en los restos fósiles encontrados, los investigadores opinan que estos hallazgos ofrecen una solución a un gran misterio en la evolución del género Homo: ¿cómo penetraron los genes del Homo sapiens en la población neandertal que presumiblemente vivió en Europa durante mucho tiempo antes de su llegada?

Los genetistas que estudiaron el ADN de los neandertales europeos ya habían sugerido la existencia de una población similar a los neandertales a la que llamaron la 'población desaparecida' o la 'población X' que se habría apareado con el Homo sapiens hace más de 200 000 años. En el nuevo artículo, los investigadores sugieren que el hombre de Nesher Ramla podría ser esa población hasta ahora desaparecida del registro fósil humano.

 

Vídeo de la semana

Continúa leyendo