¿Conoces los fenómenos atmosféricos ‘El Niño’ y ‘La Niña’?

Estos fenómenos tienen grandes consecuencias en las vidas de las personas y en los ecosistemas de todo el mundo.

inundación
iStock.

'El Niño' es un fenómeno atmosférico que se produce cuando el agua superficial del Océano Pacífico aumenta de temperatura y los vientos soplan más débiles de lo normal. Este fenómeno se repite en periodos de entre 3 y 7 años. Además, causa intensas precipitaciones, inundaciones, episodios de sequías, incendios forestales y, a consecuencia de ello, escasez de alimentos y enfermedades. También provoca alteraciones importantes en el clima a escala mundial. El fenómeno contrario es conocido como 'La Niña'. Durante esta fase, el agua se encuentra más fría de lo normal y los vientos del este son más fuertes.

Impacto en los humanos

'El Niño' y 'La Niña' tienen consecuencias importantes en las vidas de las personas y en los ecosistemas de todo el mundo. Así, estos fenómenos climáticos provocan estragos a nivel mundial, siendo las zonas más afectadas América del Sur y algunas regiones entre Indonesia y Australia. Las interacciones entre el océano y la atmósfera alteran el clima de todo el mundo, originando tormentas severas, inundaciones o sequías.

Además, más allá de impactar en el clima, estos cambios climáticos tienen consecuencias secundarias como la subida del precio de los alimentos, el aumento de los incendios forestales o a la creación de políticas adicionales.

inundación
iStock.

Impacto en el ecosistema

Los ecosistemas pueden verse afectados negativa o positivamente. En el sur de Estados Unidos, por ejemplo, durante el otoño y la primavera 'El Niño' suele aumentar un aumento de las precipitaciones (aunque a veces causa inundaciones destructivas).

'La Niña' provoca un clima más seco en el sur, si bien tiende a ser más frío y húmedo en el noroeste. Además, aunque El Niño se origina en el Océano Pacífico, este suele reducir la cantidad de huracanes que se forman en el Océano Atlántico. Por el contrario, el fenómeno de La Niña tiende a aumentar el número de huracanes en el Atlántico.

Asimismo, 'El Niño' también afecta a la producción de alimentos. El cambio en la temperatura del océano y en las corrientes impactan directamente en la vida marina. Esto perjudica a las personas que se ganan la vida pescando, así como a los consumidores que dependen de ciertos peces para alimentarse. Por supuesto, la agricultura también es muy dependiente del tiempo, por lo que podría verse afectada debido a la lluvia.

Continúa leyendo