La tasa de crecimiento podría ser la ley universal que rige a todos los organismos

Los científicos siguen buscando el denominador común en una teoría del todo ecológica, desde el organismo más simple y pequeño, hasta el mayor y más complejo.

¿Qué tienen en común una bacteria, un elefante y Carmen de Mairena? Parece un chiste, pero los científicos llevan un siglo buscando la constante que rige todas las formas de vida, y que define cómo crecen los organismos o cómo varían sus tasas metabólicas. Igual que Stephen Hawking buscaba una teoría del todo para comprender las leyes del universo, distintos científicos han aportado alternativas para esta teoría del todo ecológica, que se cumple en todos los casos, desde el organismo más simple y pequeño, hasta el mayor y más complejo.

Hallar esta constante es una labor especialmente difícil, dado que la variedad de especies en el planeta es amplísima. Y, ¿qué hacemos cuando tenemos que manejar una cantidad ingente de datos? Eso es. En el siglo XXI, recurrir a la inteligencia artificial: un estudio del Institut de Ciència i Tecnologia Ambientals de la Universitat Autònoma de Barcelona (ICTA-UAB) ha utilizado el big data para concluir cuál podría ser esta constante ecológica: el crecimiento.

Las conclusiones del nuevo estudio ponen en jaque a la que era, hasta el momento, la hipótesis más aceptada para el problema de la constante ecológica. Fue desarrollada por Max Kleiber en los años 30, y se conoce como Teoría metabólica de la ecología.


Para desarrollarla, el científico midió el funcionamiento metabólico de multitud de especies y concluyó que existía una relación sencilla e invariable entre todos ellos: la cantidad de energía necesaria para hacer funcionar el organismo es proporcional a la masa corporal elevada a la potencia 3/4.

Pero esta hipótesis tiene un punto débil, como se detalla en este artículo de Nobbot: dando por supuesto (como así es) que todos los organismos vivos somos tridimensionales, según las matemáticas, esta tasa metabólica debería poder escalarse a la potencia 2/3 de la masa corporal.

El nuevo estudio publicado por la ICTA-UAB le da un nuevo enfoque a esta teoría. El crecimiento y la mortalidad también se relacionan de forma coherente con el tamaño del cuerpo. Según ellos, es la tasa de crecimiento de las especies la que determina la vida, y la única constante entre los distintos tipos de organismos vivos.

Como recogen los investigadores en el documento, publicado por la revista PNAS: “La teoría de la escala metabólica ha tenido una profunda influencia en la ecología, pero los vínculos centrales entre las características de las especies no se han probado formalmente en todo el dominio al que la teoría afirma aplicarse”.


Para llegar a esta conclusión, los científicos recopilaron datos de todos los eucariotas para las principales leyes de escala de masa corporal: metabolismo, abundancia, crecimiento y mortalidad.

En contraste con el metabolismo, el crecimiento sigue una constante ∼3 / 4 escalado dentro de muchos grupos y en todos los eucariotas. “Nuestros hallazgos son incompatibles con una base metabólica para la escala de crecimiento y, en cambio, apuntan a la dinámica de crecimiento como fundamento de la escala biológica”, apuntan los investigadores. “Proponemos que, en lugar de limitar el crecimiento, el metabolismo se ajusta a las necesidades de crecimiento”.

 

Esto quiere decir que la tasa de crecimiento tiene profundas implicaciones en los seres vivos, y que debería haber una especie de tasa de crecimiento que articule las leyes que rigen a todos los organismos vivos.

Pero no basta con definir una simple relación matemática. Habrá que estudiar más a fondo las implicaciones que tiene la tasa de crecimiento en los seres vivos, y cómo puede actuar como factor, por ejemplo, en el desarrollo de enfermedades. El crecimiento podría ser la clave en la comprensión de la vida como un todo.

 

Más información:

Linking scaling laws across eukaryotes. Ian A. HattonAndy P. DobsonDavid StorchEric D. Galbraith, and Michel Loreau. 

Laura Marcos

Laura Marcos

Nunca me ha gustado eso de 'o de ciencias, o de letras'. ¿Por qué elegir? Puedes escribirme a lmarcos@zinetmedia.es

Continúa leyendo