China crea los primeros híbridos de cerdo y mono

Por primera vez en la historia de la medicina, un laboratorio ha conseguido crear una quimera de cerdo y mono. ¿El objetivo? Ayudar a desarrollar órganos humanos para trasplantes.

 

Un equipo de científicos chinos ha llevado a término con éxito -por primera vez- unos lechones inyectados con células madre de mono, lo que lleva a los investigadores un paso más cerca de poder cultivar órganos humanos dentro de animales.

Las quimeras de cerdo-mono, un organismo derivado de dos o más cigotos, o la célula eucariota formada durante la fertilización que contiene ADN esencial, nacieron en el Laboratorio Estatal de Células Madre y Biología Reproductiva de Beijing (China) y parecían normales.
Los animales nacieron vivos y sobrevivieron varios días. Sin embargo, a pesar de su fallecimiento, marcan un hito en la carrera por cultivar órganos en laboratorio.

 

"Este es el primer experimento de quimeras de cerdo-mono a término", dijo el investigador principal Tang Hai a la revista New Scientist.

 

También te puede interesar:

Experimento controvertido

 

A pesar de que los híbridos de cerdo-mono murieron dentro de la primera semana de haber nacido, los investigadores descubrieron que ambos tenían ADN de monos macacos en su corazón, hígado, bazo, pulmón y piel (concretamente macaco cangrejero -Macaca fascicularis-).Pero no se encontraron en otros órganos, como los testículos y los ovarios, debido a la baja tasa de hibridación, dijeron los investigadores.

Fueron criados a partir de más de 4.000 embriones con cinco días que fueron implantados en el útero de una cerda usando la técnica de fecundación in vitro (FIV) para que gestara el embarazo. El equipo modificó genéticamente las células de mono para que produjeran
una proteína fluorescente que permitía a los investigadores rastrear las células; estas células modificadas se inyectaron en los embriones de cerdo cinco días después de la fertilización.

 

De todos los embriones, únicamente diez llegaron a término y lograron nacer vivos. De estos diez, solo dos de ellos tenían células de mono, esto es, “verdaderas” quimeras.

 

Eso sí, como hemos visto, la tasa de éxito fue significativamente baja ya que nacieron 10 de 4.000 embriones; circunstancia que han aprovechado algunos científicos líderes en células madre para calificar el controvertido experimento de “desalentador”.

Los científicos responsables del experimento afirmaron no tener claro por qué murieron los dos lechones híbridos, pero como los restantes ocho lechones normales que fueron implantados también murieron, creen que se trata de un problema relacionado con el proceso de FIV en vez de por el hecho de haber creado una quimera en laboratorio, pues la FIV conforma un procedimiento notoriamente complicado en los cerdos.

 

Tang Hai

Preocupaciones éticas



A pesar de la investigación, algunos miembros de la comunidad científica han advertido contra la creación de quimeras debido a preocupaciones éticas, pues
muchos temen que tratándose de células madre (humanas, pues el objetivo es que sirvan de cosechadoras de órganos humanos) puedan acabar en otras partes del animal o incluso en su cerebro, con consecuencias no planeadas.

 

La investigación parte de un esfuerzo continuo para desarrollar animales, ya sean ovejas o cerdos, que puedan producir órganos humanos que luego podamos cosechar para trasplantes. Las células madre humanas pueden renovarse y regenerarse, lo que las hace potencialmente capaces de generar órganos humanos en mamíferos para un trasplante futuro a través de un proceso llamado xenogénesis. Los ensayos con ratones han sido relativamente satisfactorios en la producción de organismos quiméricos, pero el método es mucho más complejo en humanos por muchas razones (biológicas, éticas...).

 

Los científicos planean intentarlo nuevamente, aumentando la proporción de células quiméricas (si eso funciona, intentarán crear cerdos que nazcan con un órgano completo compuesto por células de primates). Y creen que sus datos pueden ayudar a otros científicos que trabajan en el mismo campo. "Creemos que este trabajo facilitará el desarrollo de la organogénesis xenogénica al proporcionar una mejor comprensión de los procesos de reconocimiento xenogénico, determinación del destino y la proliferación y diferenciación de células madre de primates durante el desarrollo porcino. Nuestros hallazgos podrían allanar el camino para superar los obstáculos en la reingeniería de órganos heterogéneos y lograr el objetivo final de la reconstrucción de órganos humanos en un animal grande", concluyen los autores.

 

Curiosidad: De forma natural, el quimerismo es extremadamente raro en los seres humanos. Existen menos de 100 casos documentados, incluido un informe de 1953 publicado en la revista British Medical Journal en el que se exponía el hallazgo de una mujer con dos tipos de grupo sanguíneo, debido a las células de su hermano gemelo que viven en su organismo.

 

Referencia: Rui Fu, Dawei Yu, Jilong Ren and Chongyang Li have contributed equally to this work. Domesticated cynomolgus monkey embryonic stem cells allow the generation of neonatal interspecies chimeric pigs. Protein Cell 2019. First Online: 28 November 2019 DOI: https://doi.org/10.1007/s13238-019-00676-8

 

Sarah Romero

Sarah Romero

Fagocito ciencia ficción en todas sus formas. Fan incondicional de Daneel Olivaw y, cuando puedo, terraformo el planeta rojo o cazo cylons. Hasta que viva en Marte puedes localizarme por aquí.

Continúa leyendo