Las 10 mejores planchas de vapor de 2021 en relación calidad-precio

Una de las tareas del hogar más aburridas que existen es planchar. Haz que ese rato pase más rápido con planchas de vapor potentes, eficaces y completas.

No habrá arruga que se te resista.
No habrá arruga que se te resista.

Una de las tareas domésticas que más desgastan es, sin duda, planchar. Pasarnos horas frente a una tabla puede ser mortal, pero no tanto si cuentas con una buena plancha a vapor. Al final, las funciones de este tipo de aparatos están pensadas para asistirnos en nuestra batalla contra un montón de ropa.

Si no sabes qué plancha de ropa comprar, no te preocupes. Somos conscientes de que no quieres gastar tiempo y dinero de manera innecesaria, por lo que te recomendamos que estudies esta guía de compra de las mejores planchas de vapor que hemos preparado especialmente para ti.

Comparativa de las 10 mejores planchas a vapor del momento

Si de verdad quieres encontrar la mejor plancha de ropa del mercado, mejor será que estudies esta pequeña selección. Se trata de las planchas más versátiles y eficaces que puedes encontrar en Amazon.

Russell Hobbs PowerSteam Ultra.
Russell Hobbs PowerSteam Ultra. Amazon.

Plancha de ropa Russell Hobbs PowerSteam Ultra

Por un precio del todo económico, esta plancha de la marca Russel ofrecerá una serie de prestaciones impensables. No por nada, se trata de plancha mejor valorada de Amazon. Sus más de 3000 vatios de potencia garantizan un planchado eficaz incluso con las prendas más complicadas como la tela vaquera o las sudaderas de algodón.

Philips GC3811.
Philips GC3811. Amazon.

Plancha de ropa Philips GC3811

La cantidad de vapor que despide esta plancha de ropa de Phillips hará que el planchado sea de lo más eficaz. Con sus 40 gramos de vapor por minuto, este aparato eliminará cualquier tipo de arruga que se le ponga por delante. Además, su precio no podría ser más económico.

Philips Azur.
Philips Azur. Amazon.

Plancha de ropa Philips Azur

Si por algo triunfa esta plancha de vapor Philips Azur es por su peso tan ligero. Puede parecer una tontería, pero que la plancha resulte cómoda es fundamental para que la experiencia de planchado no se convierta en una tortura. Con un aparato tan ligero, plancharás ingentes cantidades de ropa sin darte cuenta.

Phillips SteamGlide.
Phillips SteamGlide. Amazon.

Plancha de vapor Phillips SteamGlide

Sus más de 250 gramos de vapor por minuto hacen de esta SteamGlide una de las planchas de ropa más eficaces del mercado. Cuanto más vapor, mayor penetración en el tejido de la ropa. Y esto solo puede traducirse en resultados más satisfactorios. Por tanto, esta plancha de Philips será perfecta para aquellas prendas gruesas o mantas que tanto nos complican la vida en la tabla de planchar.

Rowenta DW6030.
Rowenta DW6030. Amazon.

Plancha de ropa Rowenta DW6030

Si lo que te preocupa es que tu plancha de vapor consuma demasiado, lo que necesitas es esta Rowenta DW6030. Su función de Inteligencia Eco tira de un sistema de vapor ecológico para ahorrar hasta un 30% de energía. Casi nada. Y todo esto, sin comprometer un ápice el rendimiento del aparato.

Philips GC4541.
Philips GC4541. Amazon.

Plancha de vapor Philips GC4541

Para los que no son capaces ni de esperar a que la plancha entre en calor, esta Philips GC4541. Se trata de una plancha que cuenta con un precalentamiento especialmente rápido. En menos de 30 segundos, el aparato estará lo suficientemente caliente para enfrentarnos a cualquier tipo de prenda.

Plancha Rotel.
Plancha Rotel. Amazon.

Plancha de ropa Rotel

Si lo que buscas es una plancha de vapor que sea especialmente cuidadosa con tu ropa, esta de Rotel es la que necesitas. Su base de cerámica aplicará calor de manera uniforme, evitando quemaduras y ennegrecimientos. Además, la cerámica evitará la típica electricidad estática de las planchas de acero, que pueden deteriorar las prendas más delicadas.

Philips Azur Elite GC5034.
Philips Azur Elite GC5034. Amazon.

Plancha de vapor Philips Azur Elite GC5034

La sofisticada suela SteamGlide Plus hace de que esta plancha de ropa no sufra arañazos ni nada parecido. De este modo, el calor seguirá aplicándose sobre la ropa de forma correcta. Y tampoco nos arriesgaremos a que la plancha se vea obstruida por los orificios del vapor, que hace que la plancha termine oxidándose.

Plancha Beautural.
Plancha Beautural. Amazon.

Plancha a vapor Beautural

Para los que no tenemos ni idea de planchar, este modelo de Beautural será fantástico. Sus 9 funciones distintas adaptarán la temperatura automáticamente para cada tipo de tejido. Tan solo tendremos que escoger el tipo de prenda en su intuitiva pantalla LCD para que la plancha se adapte a ella. Con esta plancha de vapor, ya no tendrás excusa para llevar la ropa arrugada.

Dcenta LCD.
Dcenta LCD. Amazon.

Plancha de vapor Dcenta LCD

Esta plancha a vapor Dcenta LCD no tendrá la máxima potencia, pero sus 2200 W se verán compensados con una gran capacidad de depósito. De este modo, las sesiones serán mucho más productivas, pues no tendremos que detenernos a rellanar el depósito constantemente.

¿Qué plancha de vapor debo comprar?

Antes de lanzarse a realizar ninguna inversión, te recomendamos que tengas en cuenta una serie de factores diferenciales para que sepas qué plancha de vapor comprar.

  • El tipo de plancha resulta clave a la hora de definir qué necesidades necesitas cubrir. Desde una plancha de vapor típica de uso horizontal hasta las modernas planchas verticales, más dadas a prendas delicadas. Incluso las diminutas planchas de viaje que puedes llevarte a donde quieras. En función de lo que necesites, acudirás a una u otra.
  • El peso es importante, aunque creamos que no. Piensa que serás tú quien tenga que sujetar y menear la plancha constantemente. Si pesa demasiado, te arriesgarás a cansarte antes de lo debido o verte obligado a realizar demasiado esfuerzo. Y si la compras muy pequeña, habrá prendas grandes que te costará planchar. Deberás encontrar un equilibrio.
  • La potencia. Existen planchas a vapor de hasta 2200 vatios, pero para un uso doméstico, una de 1800 debería ser suficiente. Como todo, dependerá de la cantidad y el tipo de prendas que suelas planchar a diario.
  • El depósito de agua también condicionará el peso del aparato. Para que las planchas a vapor puedan funcionar, necesitan agua en el depósito, por lo que, si es demasiado grande, nos las veremos con una plancha más bien pesada.
  • Apagado automático. Hablando de consumo energético, que tu plancha a vapor cuente con apagado automático resulta fundamental. De este modo, ahorraremos bastante en la factura de la luz, pues el electrodoméstico se apagará en cuanto alcance la temperatura indicada. Algunas también lo harán después de un tiempo sin que nadie las utilice.
  • La suela. Básicamente, las planchas a vapor pueden contar con dos tipos de suela. La clásica suela de acero inoxidable, que viene a ser el modelo habitual que podemos ver en cualquier casa. Aunque son duras y resistentes, suelen generar electricidad estática que dificulta el planchado de algunas prendas. Por su parte, las planchas con suela de cerámica distribuirán el calor de una manera más uniforme, ofreciendo un planchado inmejorable.
  • El precio vendrá marcado por el conjunto de características que demandemos de nuestra plancha a vapor. En función del tipo, la potencia, el peso y otros extras como el apagado automático, la plancha se nos irá a un precio o a otro. De todas formas, el mercado está plagado de modelos económicos con una gran relación calidad-precio.

¿Cuanto dura una plancha de ropa?

Como todo, la durabilidad de una plancha a vapor dependerá del buen uso que hagamos de ella, así como de su mantenimiento y limpieza. Aunque, por lo general, la vida útil de este tipo de planchas suele ser de unos 5 años. Viendo la inversión que suponen y la cantidad de ropa que uno puede planchar durante ese tiempo, la relación precio-rendimiento es del todo rentable.

¿Qué tipos de planchas de vapor existen?

Principalmente, son cuatro los tipos de planchas a vapor que podemos encontrar en el mercado. Te recomendamos que los estudies con calma, pues deberás acudir a uno u otro en función de tus necesidades.

  • Planchas horizontales. Son las típicas planchas que utilizamos sobre una tabla. Es decir, aplicamos calor con la superficie de la plancha, que puede ser de acero o cerámica, y el calor directo del aparato ayuda a eliminar las arrugas de la ropa. Son aptas para prendas algo complicadas como pantalones vaqueros, sudaderas o camisetas de algodón.
  • Planchas verticales. Son bastante más cómodas, pero no podrán con algunas prendas. De hecho, estas planchas están pensadas para prendas ligeras o de lencería. Respetan mucho más los tejidos de la ropa, porque aplican vapor únicamente sin entrar en contacto con la prenda. La colgaremos en una percha, apuntaremos con la plancha vertical, y apretaremos el gatillo del vapor.
  • Planchas de viaje. Son muy parecidas a las planchas verticales. De hecho, funcionan de la misma manera. La diferencia principal es su tamaño, pues estas de viaje son fácilmente transportables. Aunque tendrán el mismo problema: no podrán enfrentarse a un pantalón vaquero, por ejemplo.
  • Centro de planchado. Ideal para planchar grandes cantidades de ropa. Con una plancha convencional, nos veremos abocados a rellenar el depósito de agua constantemente. De este modo, la plancha perderá calor y nosotros tiempo y dinero, porque tardaremos bastante más en planchar nuestro vestuario. Estos centros de planchado están pensados para que solo tengas que preocuparte por eliminar arrugas.
Plancha horizontal.
Plancha horizontal.

Cuál es la mejor suela para una plancha de vapor

Sin duda, una de las características más importantes de una plancha es su suela. Al fin y al cabo, se trata de la superficie que realmente va a planchar nuestra ropa, por lo que no está de más conocer los distintos tipos para saber qué plancha de ropa comprar.

  • Suela de cerámica. Como decimos, la suela de cerámica se caracteriza por respetar el tejido de la ropa y aplicar calor de una manera uniforme. Tampoco generan electricidad estática como las de aluminio, por lo que será mucho más sencillo eliminar arrugas de ciertas prendas determinadas.
  • Suela de acero inoxidable. Esta es la típica plancha a vapor que podemos ver en cualquier hogar. Sigue la estela de los antiguas planchas que consistían en un simple bloque de hierro que se calentaba para planchar la ropa. Son duras y resistentes, además de tener un precio económico. A cambio, generan una electricidad estática que podría comprometer el tejido de algunas prendas.

Mejores marcas de planchas de vapor

Hay muchas marcas de planchas de ropa disponibles en el mercado, pero sin duda, estas son las más recomendables.

  • Planchas de vapor Phillips. Sin duda, una marca líder en el sector de la tecnología. Phillips destaca por ofrecer una amplia variedad de planchas a vapor que satisfacen todo tipo de necesidades.
  • Planchas de ropa Bosch. Hablando del hogar, Bosch siempre tiene algo que decir. Por ello no es raro encontrar entre sus planchas las mejores del mercado por su gran relación calidad-precio.
  • Planchas de vapor Rowenta. Si en algo destaca Rowenta, es en sus centros de planchado. También tienen modelos a vapor muy recomendables.

¿Qué ventajas tienen las planchas de vapor sobre las planchas tradicionales?

Si en algo superan las planchas de ropa a las tradicionales es que son más ligeras y compactas. Puede parecer una tontería, pero seremos capaces de planchar una mayor cantidad de ropa solo por este motivo. Por no hablar de que los tejidos serán más respetados con el vapor que con el contacto directo del calor. Además, el vapor elimina las arrugas de una forma más eficaz.

Por otro lado, las planchas a vapor, que pueden ser de diferentes tamaños, incluso para salir de viaje, cuentan con funcionalidades que las tradicionales no tienen. Elementos como la regulación de la temperatura o el control del aparato por medio de una pantalla LED hacen de este tipo de planchas un aliado mucho más completo.

Mantén la plancha en constante movimiento.
Mantén la plancha en constante movimiento.

Cómo usar la plancha de vapor para eliminar las arrugas de tu ropa

Ya puedes tener la mejor plancha a vapor del mercado que como no sepas enfrentarte a una prenda arrugada, lo llevas claro. Y es que quitar las arrugas de la ropa no es tan fácil como parece. Pero no te preocupes, aquí te lo explicamos en unos sencillos pasos.

  1. Revisa la etiqueta de la prenda. No es lo mismo planchar algodón que poliéster. Cada tejido necesita una temperatura concreta, por lo que deberemos regular la temperatura de la plancha en función de ello.
  2. Planchar la ropa al revés. Puede parecer una broma, pero así evitaremos que el tejido de la ropa adquiera una apariencia brillante o quemada. Especialmente las prendas más delicadas.
  3. Pulverizar agua. Si tu plancha no tiene función de spray, tal vez añadir unas gotas de agua a tu prenda. De este modo, las arrugas se eliminarán más fácilmente.
  4. La plancha, siempre en movimiento. Más de tres segundos con la plancha quieta encima de una prenda, y estás perdido. Procura hacer movimientos constantes con tu plancha a vapor. Y si te llaman o lo que sea, apóyala sobre la base que tiene para ello.
  5. Planchar todo de golpe. Tristemente, las planchas a vapor consumen bastante energía, por lo que mejor será optimizar tu tiempo de planchado. No solo ahorrarás tiempo al planchar toda tu ropa de una tacada, si no que la factura de la luz no subirá como la espuma.

¿Cuál es el mantenimiento adecuado para una plancha de ropa?

Como cualquier otro producto, las planchas de vapor necesitan un mantenimiento específico para alargar su vida útil. Si quieres que el aparato te acompañe muchos años, sigue estos consejos que hemos preparado para ti.

  • Di no a las superficies rugosas. Así no nos arriesgaremos a que se ralle la suela de cerámica o acero. Si esto ocurre, el planchado no será del todo eficaz, pues evitará que la plancha emita calor de forma constante.
  • Vigila qué tipo de agua necesitas. Lo normal es que con agua de grifo baste. Pero es cierto que hay algunos modelos que necesitan agua destilada para funcionar. De lo contrario, nos arriesgaremos a estropearla.
  • Al terminar, vaciar el tanque de agua. Además, te recomendamos apagar el control de vapor y colocar el aparato en posición vertical, nunca horizontal.
  • Limpiar la suela. Esto es algo que deberás hacer con regularidad. Si se acumulan residuos en la superficie, la plancha se acabará volviendo rugosa y no eliminará correctamente las arrugas. Con darle un trapo húmedo debería ser suficiente.
  • No enredar el cable. Como todos los cables, cuanto mejor los tratemos, más durará el aparato en cuestión. Cuando terminemos de planchar y guardemos nuestra plancha de vapor, será recomendable doblar el cable con la suavidad suficiente para que no se vea comprometido.
  • Contar con una buena tabla de planchar. Necesitarás darle a tu plancha a vapor el mejor de los complementos. Y es que, cuanto mejor sea la tabla sobra la que planchamos, más aguantará el electrodoméstico. Si es sólida y estable, nos aseguraremos que la plancha no caiga al suelo.

¿Cómo se limpia una plancha de vapor obstruida?

Es muy común que las planchas de vapor se acaben obstruyendo por culpa de los minerales del agua. Con el tiempo, acaban sedimentando en el depósito, obstruyendo el aparato y dificultando su funcionamiento. Pero esto no significa que debas comprar una nueva plancha. Con seguir estos sencillos pasos, conseguirás destapar tu plancha de ropa.

  1. Raspar la superficie como buenamente puedas para eliminar todos los restos superficiales.
  2. Verter vinagre y agua destilada en el depósito. A poder ser, a partes iguales.
  3. Encender la plancha y dejarla al vapor. Con el paso de los minutos, la mezcla de agua y vinagre se habrá evaporado, eliminando los restos

¿Cómo quitar la cal de las planchas de ropa?

Cuando la superficie de una plancha se ve oxidada, probablemente tenga los orificios del vapor obstruidos de cal. Por eso es importante descalcificar nuestra plancha de vapor. ¿Cómo hacerlo? Aquí te lo explicamos.

  1. Enjuagar el tanque de agua y llenar la plancha al máximo.
  2. Subir la temperatura de la plancha al máximo.
  3. Rellenar la plancha de nuevo y dejarla reposar durante unos 30 minutos.
  4. Limpiar el interior. Y si sigue habiendo restos de cal, repetir todo el proceso.
  5. Llenar el depósito por última vez y pasar un trapo húmedo sobre la superficie obstruida.

Continúa leyendo