Muy Interesante

De repartidor con el Ami Cargo

El Citroën Ami Cargo es la variante comercial del pequeño cuadricíclo 100% eléctrico, capaz de cubrir la última milla en los centros de las ciudades europeas.

La profesión de periodista del motor te permite vivir experiencias algo extrañas y curiosas. Hoy os contaremos cómo ha sido sentirse transportista en una gran ciudad al volante del Citroën Ami Cargo, el pequeño cuadricíclo de la firma del chevron que se puede llevar con la licencia AM desde los 16 años. Su propulsión 100% eléctrica le permite circular sin contaminar por las calles reviradas de Madrid 360º e incluso aparcar, para entregar el paquete a su dueño, es coser y cantar gracias a su compacto tamaño. Esta solución de movilidad, que fue presentada hace más de dos años, está presente en nuestras calles como vehículo de carsharing y ya muchos habréis tenido la ocasión de conducir este raro transporte. Una alternativa que ahora pueden utilizar negocios y empresas que requieran de un reparto puramente urbano, recurriendo a sus 140 kilogramos de carga útil y 400 litros de capacidad.
La pandemia ha traído muchos cambios a nuestra vida y, para algunos, ha supuesto la introducción de la compra digital. El  e-commerce ha aparecido en nuestro día a día como esa opción clave ante un confinamiento o la falta de tiempo, un ritmo frenético que, de bien seguro, todos compartimos en nuestra rutina. Las ciudades europeas, sin embargo, sufren otra pandemia de la que debemos hacernos cargo: la contaminación. Con el fin de combatirla han puesto en marcha sendos planes de reducción del tráfico rodado, en España marcado por la aplicación de los distintivos de la DGT.
En ese sentido, muchas familias han visto como sus vehículos pasaban a ser inútiles, pero también las empresas y el sector privado. Para ellos, Citroën ha impulsado una gama de modelos comerciales como el ë-Berlingo o la versión de pasajeros SpaceTourer 100% eléctrica. El arma definitiva para la paquetería y última milla en las metrópolis europeas lo aporta el Citroën Ami Cargo que pudimos probar hace unas semanas.
Sigue siendo el mismo cuadriciclo con motor de 6 kW que no supera los 45 km/h, junto a una batería de iones de litio de 5,5 kWh que ofrece 75 kilómetros de autonomía. Está disponible en nuestro mercado desde 7 600 euros o una cuota mensual de 19,99 euros, que puede resultar más interesante para las empresas.

¿Cuánto puede carga el Ami Cargo?

Su función de última milla está asegurada gracias a su carga útil de 140 kilogramos y 400 litros de capacidad. Es ideal para transportar paquetería pequeña, como bolsas de ropa, elementos de una floristería o electrónica de pequeño tamaño. Para comprobarlo, nos convertimos en repartidores durante un día.

Compacto y eléctrico

Este cuadriciclo ya es conocido por su diseño simétrico y curioso, que va recopilando miradas indiscretas a su paso.  Solo mide 2,41 metros de largo por 1,39 m de ancho y 1,52 m de alto, por lo que será muy fácil aparcarlo y moverse entre el tráfico rodado de la ciudad.

¿Dónde puedo cargar los paquetes?

Para aumentar el espacio de carga hasta los 400 litros, el Citroën Ami Cargo elimina el asiento del copiloto para aprovecharlo como zona de carga. Eso sí, su precio sigue siendo algo considerable, con 7 600 euros al contado o 19,99 euros de cuota mensual en función de la contratación a 36 o 48 meses.

Estilo desenfadado

Si el Ami, a secas, se vendía como la opción ideal para los adolescentes de más de 16 años, el cargo hace lo mismo con las empresas atrevidas. Este cuadriciclo electrificado permitirá cumplir con las necesidades de entrega sin contaminar, siendo parte de la solución y no del problema.

Cualquiera puede conducirlo

El Ami Cargo repartirá bienes materiales a la misma velocidad que el Ami One, con un motor de 6 kW que no supera los 45 km/h y una batería de iones de litio de 5,5 kWh que ofrece 75 kilómetros de autonomía.

Tiempo de carga justo

Este tecnología low cost de Citroën permite enchufar el Ami Cargo en cualquier toma doméstica y solo le llevará 3 horas alcanzar el máximo de autonomía. Este detalle lo convierte en un aliado para los pequeños comercios, que además pueden aprovechar las horas valle para encontrarse al Ami Cargo completamente cargado.

Zona de carga

En el cargo han habilitado un espacio de hasta 260 litros de capacidad con una mampara de separación vertical que divide la zona de la carga de la del conductor, una limitación necesaria para proteger al piloto mantener su campo de visión segura.

Más es más

Además, la bandeja superior (el salpicadero) puede utilizarse también como zona de transporte, con un tope en peso de 40 kilogramos. Lo más lógico es utilizarlo como la oficina móvil para dejar nuestra tableta digital, albaranes de entrega y otros objetos pequeños.

¿y el copiloto?

Sacar el asiento del copiloto concede un espacio considerable para añadir más paquetes. Puedes separar la carga mediante una tableta de 845 milímetros de largo por 410 mm de ancho. La base de la área trasera es de 992 milímetros de largo por 318 mm de ancho.

El Ami Cargo está en España

Nos ponemos al volante del nuevo Citroën Ami Cargo, ideal para las empresas y los repartidores urbanos con 140 litros de capacidad y un precio de partida de 14 990 euros. También puedes adquirirlo en formato de renting con 19,99 euros al mes.

La ventana a un mundo en constante cambio

Muy Interesante

Recibe nuestra revista en tu casa desde 39 euros al año

Suscríbete
Suscripciones a Muy Interesante
tracking