Una alternativa al test de Turing

¿Cómo se compara la inteligencia artificial a la humana? Actualmente -y desde hace 65 años- el método empleado por los científicos para evaluar y definir si la inteligencia artificial es capaz de compararse con la de los humanos es el test de Turing (en honor al científico Alan Turing). Ahora, un profesor del Instituto de Tecnología de Georgia (EEUU), Mark Riedl, ha puesto sobre la mesa una nueva forma para realizar esta evaluación.

 

El nuevo test, conocido como Lovelace 2.0 (nombrado así por la matemática Ada Lovelace) y que es una actualización del presentado en 2001, se basa en que la máquina en cuestión debe ser capaz de escribir una historia de ficción, crear un poema o elaborar una pintura para superar la prueba.

 

“Para superar este test, el agente artificial debe desarrollar un artefacto creativo a partir de una serie de géneros artísticos que requieren un mínimo desarrollo de inteligencia. Además, el artefacto debe cumplir con ciertas limitaciones que son impuestas por el evaluador humano. La creatividad no es exclusiva de la inteligencia humana, pero sí es uno de sus sellos de identidad”, explica Riedl.

 

Por el momento ninguna máquina ha sido capaz de superar el test de Lovelace 2.0 y las reacciones ante esta alternativa al test de Turing son encontradas: “Hay una creencia popular que los humanos nos diferenciamos fundamentalmente de la inteligencia artificial, porque los humanos somos creativos y la IA solo puede dar respuestas racionales”, afirma Alan Woodward, experto en tecnología computacional de la Universidad de Surrey (Reino Unido).

 

Etiquetas: Inteligencia Artificialtecnología

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS

También te puede interesar