Un crucero en el aire

aircruise-dirigibleLa empresa Seymourpowell, con sede en Londres (Reino Unido), promete revolucionar el transporte del futuro con su Aircruise, un gigantesco crucero con un dirigible vertical que funciona con energía natural. Aunque de momento es sólo un proyecto, sus creadores aseguran que será una alternativa idónea para viajar de un continente a otro sin estrés.

Aircruise, con forma de cometa, se desplazará en silencio y sin contaminar gracias a sus células de combustible de hidrógeno. Además, esta fuente de energía limpia se complementa con paneles fotovoltaicos en las superficies exteriores que recogen la luz solar durante el día.

El zepelín se elevará hasta 3 kilómetros y medio de altitud gracias a los 330.000 metros cúbicos de hidrógeno que lleva en su interior. A bordo de este crucero, con capacidad para 100 pasajeros, podremos ir de Londres a Nueva York en 37 horas, o de los Ángeles a Shanghái en 90 horas. Y en su interior, una piscina con fondo transparente nos permitirá nadar  "sobre las nubes", literalmente.

La firma coreana Samsung Construction & Trading, que ha quedado prendada del proyecto, asegura que podría convertirse en realidad a partir de 2015.

Etiquetas: ecología

Continúa leyendo

COMENTARIOS

También te puede interesar