El secreto del éxito del iPad

Los que pensaban que las tablet no tenían futuro estaban muy equivocados, y el iPad se convirtió muy pronto en un éxito rotundo. Esta es su historia.

Es difícil, hoy en día, desligar el concepto de tablet del de iPad. En el subconsciente colectivo, el invento de la empresa de Apple es la primera imagen que se nos viene a la cabeza cuando pensamos en una tablet. Sin embargo, antes de que la mente brillante de Steve Jobs desarrollara el iPad y revolucionara la manera de comunicarnos, existieron otros inventos que pudieron servirle de inspiración.

En 1888 el físico Elisha Grey inventó el teleautógrafo, un aparato que permitía reproducir en un papel  de forma instantánea los movimientos hechos con las manos, a través de impulsos eléctricos. La primera tablet que incorporó el sistema Touch fue fabricada por Samsung en los años 90 a través de un lápiz se interactuaba con la pantalla del dispositivo. 

Cuando Jobs presento en 2010 el iPad, no tardaron en salir detractores que no tenían claro para que servía el nuevo aparato y que se preguntaban si realmente tenía funcionalidad más allá de la pudiera tener un ordenador o un iPhone. Está claro que estos sectores críticos se equivocaron, pues el iPad se convirtió inmediatamente en un éxito y en una de las mejores tablets. Apple había logrado integrar en una tableta táctil de 9,7 pulgadas todas las funciones de un ordenador (navegar por Internet, escuchar música, leer, jugar), haciendo así la vida más fácil a mucha gente.

Seguro que todos conocéis a alguien que rara vez había tocado un ordenador, y sin embargo el iPad se convirtió en su mejor aliado. Las funciones que permite realizar, unidas al gran abanico de posibilidades de las aplicaciones disponibles en la App Store, lo convirtieron en un aparato indispensable para mucha gente. Los fans de la comedia americana Modern Family recordarán el capítulo en el Phil se desvive por conseguir un iPad. Sin duda, el genio Jobs había vuelto a acertar, convirtiendo algo que ya existía en un aparato cómodo, ligero y sencillo de utilizar y que además consiguió hacerse con un nombre propio.

Cuando una idea triunfa no tardan en salir “imitadores”. Tras comprobar el enorme éxito del iPad, innumerables empresas decidieron seguir los pasos de la compañía de la manzana y sacar al mercado sus diferentes versiones de tablet. Es por ello que desde Más Que Apple han tratado de hacer un artículo aconsejando sobre qué tablet comprar entre un gran abanico de opciones.

Desde 2010 el mercado de este tipo de dispositivos ha crecido a pasos agigantados, las empresas han ido innovando para competir con el gigante Apple y actualmente existe una oferta amplísima. Tenemos a nuestra disposición tablets de diferentes tamaños, potencia y precio para todo tipo de consumidores… y aun así el futuro de estos dispositivos es incierto. ¿Dónde se encuentra el límite de la innovación?, ¿Aparecerá un nuevo producto sustitutivo de las tablets en el futuro? ¡El tiempo nos los dirá!

Por Masqueapple.com

Etiquetas: internettecnología

Continúa leyendo

CONTENIDOS SIMILARES

COMENTARIOS

También te puede interesar